martes, 14 de septiembre de 2010

AMOR INFANTIL (I): FRENTE A FRENTE

He hablado de R. en una ocasión, con el post de "Recuerdos Ecce Homo de Semana Santa". En ese post hacía un breve repaso a lo que ha sido nuestra amistad centrándome en la Semana Santa, pero el escrito derivó en alguien ahora más importante en mi vida, D.F., pero visto con el tiempo, y tras lo que ha ocurrido este fin de semana en ese pueblo de cuyo nombre no quiero acordarme en mi Galicia, es de justicia que os lo presente en condiciones.

Al término de la boda, el pasado sábado, muchos de los invitados se dispersaron, unos fueron al pueblo de Billy y otros, al mío. Quedamos tres supervivientes que decidimos irnos a una discoteca "a ver chavalitas de quince", o chavalitos, por qué no, que aquí no somos racistas. Y a nuestra llegada, todos trajeados como abuelos que éramos allí, nos acercamos a una barra que estaba vacía. Apoyado en una esquina y charlando con la camarera se encontraba R. que estaba allí de encargado.


A R. lo llamaremos Rui, que significa "Rico en gloria", vamos, como el Atlético de Madrid, también conocido como "El Glorioso". Uno de mis amigos se paró a hablar con él, yo más tímido me quedé en segundo plano. Pero teníamos una deuda histórica, llevábamos mucho tiempo sin hablar con calma, y esa noche lo hicimos, charlar.

Pronto mi amigo comenzó a charlar con uno de los dueños de la discoteca, para presentarle una queja y Rui se fue acercando a mi. Sabía que venía de una boda y que traía unas cuantas copas encima, y aprovechó. Hablamos básicamente de política, si, una gilipollez a altas horas de la madrugada, pero a mi si me habla de los Power Ranger a esa misma hora le habría prestado la misma atención. Él pertenece al PP desde hace ya varios años, es uno de sus valores fuertes, joven con éxito y muy conocido en el pueblo, ha aparecido ya varias veces en las listas electorales para concejal. Yo pertenezco al PSdG-PSOE, desde no hace tanto, pero con también un valor en alza en el partido, jóven, con estudios, idealista, muy conocido en el pueblo, racional y de buena familia (aunque esto último era ya por descontado). Así que me abordó, en medio de dos conversaciones:

- Yo se que dentro de un año estaremos sentados el uno frente al otro, y yo te diré "Señor Pimpf, márchese, már-che-se", con su sonrisa que siempre me ha cautivado.
- Yo me alegro por tu predicción - contesté yo muy seguro de mi mismo- el día que estés pidiendo que me marche, será por que estaré en el gobierno, pero no me importará que me lo pidas.

Yo desde luego me apunto enseguida a lo que él ha vaticinado, aunque le expuse que con muchos matices, mientras él pensaba que yo iría en los primeros puestos en una lista, lo he desengañado y le he dicho que mi intención no es presentarme en ninguna, que mi vida ahora está en Madrid y también mi corazón, que seguiré participando en todos los proyectos de mi agrupación a nivel local, pero que sintiéndolo en el alma, necesitaba más años para verme con fuerzas para algo más, que cuando tuviese más tablas podría presentarme a algo, y cuando el partido me necesitase yo siempre estaría allí. Así que, apostillé su futurista visión con un sencillo "seré yo, desde la oposición quien te diga a ti, MÁR-CHE-SE Sr. Rui, lleva muchos años en política y el pueblo necesita a alguien más preparado y menos quemado que usted".

Charlamos cerca de una hora, sobre política nacional, municipal, sobre nuestros partidos, nuestros futuros candidatos, nuestras predicciones y nos atrevimos con un par de apuestas, sin notario, pero que cumpliremos por que somos de palabra. Asi es que después de ser mi mejor amigo cuando yo era un niño hasta hoy, parece que nuestras vidas han discurrido siempre con cariño y admiración el uno por el otro, y partiendo de un punto en común hemos ido separando nuestras trayectorias de forma exponencial, hasta quien sabe donde, hasta quien sabe cual será la próxima vez y en que condiciones, pero creo que este post queda algo flojo con decir que he hablado con un antiguo amigo de política, en posteriores posts explicaré con más detalle como nos ha ido la vida hasta llegar al día de hoy.

10 comentarios:

  1. en realidad pensaba q ibasa terminar el post diciendonos q te habias encamado con tu amigo :$

    ResponderEliminar
  2. Jajaja, Damián, me habría encantado un post así, y al día siguiente hacer uno pidiéndole disculpas a mi D. pero... sinceramente, los amores platónicos se basan en eso, en guardar todo sin saber si algún día se cumplirán tus sueños (sexuales).

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  3. Bueno, la politica es lo que tiene, une o separa a la gente, eso si, siempre que se mantengan las formas, sería una irracionalidad separarse por eso.. bueno, menos con ZP que el es una persona irracional jajajaj.

    Un beso cielo

    ResponderEliminar
  4. Leyendo este post me ha venido una palabra noruega a la cabeza: Lengsel, que bueno, significa nostalgía y la verdad es que el noruego potencia más su aura nostálgico que el español no crees?

    Un ex-rollete mío dejó de hablarme porque no quise alistarme en su partido.

    Biquiños con mel.

    ResponderEliminar
  5. Es todo un agrado leerte después de un día sin poder visitar a mis amistades blogueras, me hacía falta, pues estaré esperando una profundización en este nuevo(no tan nuevo) personaje. Cariños Pimpf.

    ResponderEliminar
  6. Así que arreglásteis el mundo; yo pensé que os íbais a empujar y agitar, en un sentido o en el otro jajaja.

    Me has recordado a my man; el modo en que me cuenta de amigos; de vidas que se cruzan y otras que terminan y lo cuenta así, como alguien que cose y luego corta el hilo, y ya, así es la vida, hummm

    bsos

    ResponderEliminar
  7. Es curioso como dos vidas paralelas se pueden separar tanto. Yo también tengo un amigo así. No nos parecemos en nada. En nada de nada. Y sin embargo seguimos siendo amigos del alma.

    Un beso (sin política)

    ResponderEliminar
  8. Alex, la política no separa a la gente, los que son amigos, lo son por encima de cualquier partido y/o Presidente.

    Christian, pues no quería reflejar esa nostalgia que quizá se me ha notado, pero siempre que hablo de Rui es con admiración y nostalgia, inevitablemente.

    G-boy, hablaremos de él como un amor platónico que fue y nunca pudo ser, pero eso será en otros capítulos.

    Antwaters, con el tiempo te vas dando cuenta que como dice your man, la gente va y viene, entra y sale, te la mete y te la quita por tu vida como si nada...

    Parmenio, nosotros no somos del alma, pero si amigos desde la infancia, aunque alejados.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  9. ¿Alcalde de un pueblo?
    Definitivamente... tu estás loco de encerrar! jajajaajaj!
    ¿Cómo se te ocurre dedicar la vida a un partido político para meterte en la enchifista administración local?
    Claro que... ¿que administración en España no es enchufista? jajaj!

    Besos...

    PD ¿No hubo más con el del PP? mira que el PP tiene mucho potencial sexual... jajajaaj!

    ResponderEliminar
  10. BUAAAAAAAAAAAAAAAH...sí sí...mucho decir márchese el uno al otro pero al final os veo marchandoos a los dos y no justamente del gobierno...sino A LA CAMA!! jajaja que se ve,se siente...el rui y el pimpf se la meten! xDDDDD (uis que arrebatos me dan a estas horas de la mañana jajaja)

    Pues nada me alegro de que pasaras una buena noche y sí hijo meu...la vida es así...empezamos casi todos en el mismo sitio,colegio,vidas parecidas...y a lo largo de los años te reencuentras y...¡¿quién diría que has estudiado con esa persona e incluso sido amigo de juegos y travesuras?!...

    Un besoteeeee chiquillo ^^

    ResponderEliminar