sábado, 29 de enero de 2011

Desayunando con chaperos

A lo mejor van y me censuran este post por aquello del título, cuando éste no es más que una crítica social, por que yo en mi blog no hablo ni de mi vida privada ni de política, claro que, ahora tampoco voy a poder hablar de sexo, que los veo venir. Al final ya no sé de que podré hablar, hasta me prohibirán hablar de mi D.

El caso es que casi todas las mañanas paro cerca de donde trabajo, en mi descanso habitual para tomarme un cafecillo americano, que me resucita cuando estoy que muero de sueño. Allí si no es mi Silvia, mi camarera favorita, o Minoviescu cuando está pues tampoco hay mucho más que reseñar, con permiso de The Running Man o el hombre que se bebe sus muestras de orina, que dicho así puede parecer muy fuerte, pero es un señor que cada mañana, se toma un té, y saca de una bolsa que cuidadosamente lleva en su abrigo, un bote de muestras de orina, dentro supongo que hay miel, a la que le añade un poco de zumo de limón que exprime allí en directo, y todo eso lo toma con el té.


Pero no íbamos a hablar de ellos, hoy tenía pensado hablar sobre algunos clientes, bastantes clientes que paran por allí y que muchas veces me alegran las mañanas, visualmente hablando, claro. Citaba Thiago, una vez, cuando comentaba yo por donde me movía, que en esta zona hay alguna que otra sauna, y efectivamente, las hay y cerca, así, a ojo de buen cubero, cuento tres, y alguno de los chaperos que allí trabajan, van a desayunar, y desayunan conmigo, en la misma cafetería quiero decir. Se les distingue a leguas, normalmente extranjeros, o brasileños o de la Europa del este, y su indumentaria tampoco pasa inadvertida. Suelen ir a desayunar con alguna bolsa de deportes donde guardan allí su ropa. ¿Su ropa? Si luego seguro que en su trabajo portan nada más que una toalla. Destacan también por estar musculados, nada exagerado, y sobre todo por esa ropa, y no me digais por qué, pero la ropa es llamativa, ropa de chapero, que tampoco me digais como es, pero suelen llevar pantalones rotos, y complementos, complementos de oro, o collares, o bien pulseras. Sinceramente, da un poco de miedo al principio, luego, cuando te ven tampoco es que te relajes demasiado, que no sabes si te van a pasar sus tarifas, a restregarte su enorme miembro por cualquier parte del cuerpo, o a pedirte fuego. Bueno, fuego no, que ya no se fuma en la cafetería. Al final no te dicen nada, solo te ven, y se zampan su desayuno, normalmente copioso, pasan un buen rato allí y luego se van.

Ayer mismo, un brasileño que no era de los estrictamente morenos mientras yo apuraba a fumar el último cigarrillo, con un peinado modernillo, un piercing en su oreja izquierda, y muy pero que muy guapo, no dejaba de verme, lo reconocí al instante, luego, comprobé al entrar con quien estaba, con otros dos más. Lo bueno de desayunar con ellos es que con el roce se hace el cariño, y ya no sabría decir si las miradas eran de un chapero fuera de su jornada laboral, en su descanso, o sencillamente buscando una atractiva gacela que llevarse a su cabina y sacarme 50 euros de encima. ¿Qué como sé que son 50 euros? Bueno, hasta aquí puedo leer, solo diré, que el desayuno lo pagan con billetes de 50.

bicos Ricos

15 comentarios:

  1. Jajajaja me ha encantado el final, aunque no me deja convencido la deducción jejejeje. Sólo puedo decir que a una cuadra y algo más de casa hay un sauna, pero no tengo idea lo que sucede dentro, por ahora jejeje. Cariños Pimpf.

    ResponderEliminar
  2. Molaa estos desayunos tan particulares tuyos ^^ aa pues molaa sin duda si voy por esos lares me dare cuenta por tu descripción vestimentaal para andarme con cuidado XD. Interesante...tendraas que retorcerte los sesos para averiguar si el brasileño poco moreno va enseriio o es el lobo con piel de corederiito. Quieero noticias de ese bar pque sin duda es muy curioso ajajja enfin intresante la deducción de los 50€, olle que a lo mejor son los de lujo y cobraan mas eeehh cuidado yo lo averiguee el precio gracias a mi profe de inglés ^^ enfiin.

    Abrazoos y besoos

    http://elteusecret.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. Cerca de mi casa está la sauna gay de coruña (sí, LA sauna, que no damos para más), pero debe ser una tapadera para algún otro turbio negocio, porque yo nunca he visto entrar (ni salir) a nadie de allí. Aunque algunos dicen que han ido, pero como no me dio por ahora por entrar, no lo puedo asegurar. Eso de las saunas gays a mí me llena de intrigas. Algún dia si eso...

    ResponderEliminar
  4. Y yo por qué tenía una actualización tuya con tu polini/polonización y ahora no existe esa entrada, eh, eh, eh, a ver, por quéeeee?

    ResponderEliminar
  5. Y no cambian el dinero ni nada? Es que no sé, me parece un poco tonto pagar un simple desayuno con un billete de 50, o igual lo hacen para presumir de que manejan parné, como dirían los cantantes de copla.

    Biquiños con mel.

    ResponderEliminar
  6. G-boy, bueno, si no la deducción... el radar no falla...

    Davis, tú eres muy joven para ir a bares como ese donde todo parece muy normal, pero a la hora de la verdad, hay miles de historias ocultas.

    Z, jajaja, en Vigo también hay una, chuchi, pero, ¿para que quieres más$? Ahm, el post... está por ahí, oculto.

    Christian, lo harán para cambiar el dinero, pero no te creas que cuatro desayunos en Madrid están tirados de precio, y más, ellos que se toman normalmente algún que otro bocata.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  7. jE JE JE, BUEN FINAL, LOS TIPOS SUELEN DESAYUNAR A COSTA DE SU ATRACTIVO, JE JE JE.
    EN CUANTO A BEBERSE LA ORINA, HE ESCUCHADO QUE ESO ES SALUDABLE.

    ABRAZOS.

    ResponderEliminar
  8. como dice Antony... muy chaperos pero poc inteligentes que yo esperaba que el desayuno les saldría gratis jajaja
    en fin, que leía hace unos meses que la crisis ha hecho que los chaperos y chaperas (se dice eso o ellas sigen siendo simplemente putas?)
    a lo que iba que la crisis ha hecho que se dispara el numero de gente que vende sexo.

    Sin besos hoy que estoy emepzando a cobrar por ellos jeje

    ResponderEliminar
  9. Antony, será muy bueno, pero tiene que ser asqueroso, pero este buen hombre parece ser que toma miel.

    Adrianos, jejeje, tampoco le pidas peras al olmo, yo no los hacía ya muy inteligentes, más que para lo que les conviene.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  10. 50 euros????? pues va a ser rentable hacerse chapero ahora que estamos como estamos gracias a quien ya sabes, jajajajaj. Así que su jornada laboral acaban contigo.. en sentido figurado, claro. Que cosas, unos acaban, otros empiezan. Al final vamos a ser todos un poco chaperos, me da a mi.

    Un beso cielo

    ResponderEliminar
  11. Isra, gracias a tu jefe que no te paga?

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  12. Me has revuelto el estómago con el señor que se toma su orina jajaja aquí algunos dicen que eso te cura desde el resfrío hasta el cáncer. Sí, bien seguros los tíos. Wow y que buen desayuno, al principio no entendía lo de "chaperos" pensé que era un grupo musical. Abuuu mis desayunos no son tan interesantes :)

    ResponderEliminar
  13. jaja cari, muy buena observación lo del precio chaperil... Claro que igual son de 100 y le pagan con dos billetes, no? Un buen chapero, cari, no deja de "buscar" un cliente nunca, ni desayunando, tienen esa mirada de serpiente, que hace que parezca que te desean, esos si que tienen un radar que no descansa nunca, todo el mundo es cliente potencial suyo pq esos billetes de los que tu hablan les gustan mucho y esas pulseras de oro y esos pantalones rotos custan mucho euritos, jaaj pero mira, mejor desayunar entre chaperos que entre borrachos o putas, no?

    Eso si, no me acuerdo opr donde era esa zona de tantas saunas y chaperos, la verdad, pq no todas serán de chaperos, no? hay mucha gente que va de sauna así en plan amateur, jaaja

    bezos.

    ResponderEliminar
  14. Vaya con lo que te codeas. Como en todo hay chaperos de todo tipo, pero en general, toda la prostitución me da repelús, que le voy a hacer.
    No obstante, la historia, como todas las tuyas es de lo mas entretenida ( y gráfica).
    Un abrazote

    ResponderEliminar
  15. El otro día fui a desayunar y pagué con un billete de 50 €. El camarero me miró raro. Ahora sé que pensaba que era un chapero. No muy guapo pero chapero. No muy joven, pero chapero. Sin peinado a la moda, pero chapero.... O eso o que era un cabrón pagándole con un billete tan grande. Será eso.

    Un beso (este te lo doy gratis)

    ResponderEliminar