jueves, 26 de enero de 2012

Empezar de O

Parezco una miss, o una chica del Telecupón con aquello de confundir la O con un cero. Ha sido un un error voluntario, o un juego de cifras y letras para un post complicado.

Cuando llegué a Madrid hace casi tres años, con una mano delante con una maleta inmensa y otra detrás, con otra maleta gigantesca me esperaban nuevos retos, grandes retos; un nuevo trabajo, una vida independiente alejado de mi familia y mis amigos. Recuerdo aquel post cuando contaba mi llegada a la capital, aquella mañana entre lágrimas por un ex que se divertía en los brazos de otro y una lluvia que me calaba el alma y el cuerpo con unas zapatillas por donde entraba el agua, sin piso y "de prestado" en casa de un amigo. Pronto comenzaron a salir las cosas, dejó de llover, en el trabajo me dieron unos días para incorporarme, encontré piso y poco a poco, mi corazón se fue alegrando entre visitas a mi pueblo, pequeñas charlas con mi ex y la suerte de tener en Madrid a algunos de mis mejores amigos. ¿Cómo podía ser que todo fuese tan bien? Era posible, me lo tenía muy merecido, porque siempre lo he valido. Solo le faltaba una puntilla a todo esto, el amor. Y el amor llegó pronto y de forma inesperada. Madrid empezaba a tratarme como tenía que ser.

La ciudad me ha empequeñecido

Hoy no tengo un buen día, tampoco lo he tenido ayer, ni anteayer, y en general podría decirse que todo lo que había alcanzado a tener en Madrid se ha venido abajo, como castillo de naipes han ido cayendo cada uno de los ases que tenía en mis manos. ¡Menos mal que me queda Gordi! ¿Qué haría yo sin mi compañero de piso que siempre tiene un comentario futbolero o político al llegar a casa? De los amigos que tenía, esos buenos amigos del pueblo con los que estoy en Galicia siempre que coincidimos, ya no me queda ninguno en Madrid, y los que me quedan tienen su vida hecha, heteros con su novia, en su piso, con su trabajo, su gimnasio, sus aficciones. No nos vemos lo suficiente. Es que no nos vemos. Aquí no hay "el bar de la esquina en el que nos encontramos siempre".

¿Y del amor? En cuestión de quince días todo ha cambiado. Billy, mi Billy Sive, ese ex que vive en una ciudad mediterránea con mar ha pasado a los anales de la historia. Todos aquellos quebraderos de cabeza que siempre he tenido con él, esa puerta semi abierta por momentos y cerrada en otros, ese juego de ahora si y ahora no, yo quiero y tú no, tu sí y yo no, se ha acabado definitivamente. Nuestra última conversación fue muy fría, una felicitación navideña y disimulando una fortaleza inmensa terminé diciéndole "no me compensa una amistad así". Nunca más se supo y me alegro por ello. Y en estos quince días de oro, quién había sido mi pareja desde mi llegada a Madrid, entre grandes momentos de pasión y otros tantos de períodos vacacionales también ha pasado a los anales de la historia, otro del que nunca más se supo, y también me alegro por ello. Necesitaba cuando llegué a Madrid cubrir dos necesidades básicas, el amor y el cariño y pronto me vi envuelto en una relación donde una cosa y otra se vieron solapadas por una sensación de soledad más terrible incluso que la de mi llegada a la ciudad. Quise creer siempre, hasta el último momento que realmente ahí había amor. No había amor, no había pareja, solo había una cosa, D., y el resto jamás hemos existido, hemos sido minimizados, ignorados.

Desde hace unos días he decidido empezar de O, y no es fácil, pero es posible, y el futuro está lleno de grandes momentos que están por llegar, nuevas oportunidades, nuevos retos, y todo comienza pensando que Madrid, aunque hasta ahora no me ha tratado lo suficientemente bien, tiene muchas posibilidades de hacerlo, debe hacerlo, si en su día mereció la pena haber llegado hasta aquí, ¿por qué no en el tiempo que me quede en esta ciudad? Y menos mal, que Fabián ha leído el borrador de este post y enseguida me ha escrito. Me ha dicho que aunque él sea imaginario, yo soy lo más grande para él y que nunca me va a fallar.

Bicos Ricos

20 comentarios:

  1. Bueno, empezar de 0 tampoco está mal... aunque tiene su reto para que negarlo, pero de seguro que si le pones empeño e ilusión ya no tengas que volver a repetir esa situación.

    Un abrazo chico !!.

    ResponderEliminar
  2. Mejor que empezar de cero, empezaremos de O, que parte del trabajo está hecho, y bien hecho.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  3. Los giros que da la vida son muy puñeteros a veces, y empezar desde cero es siempre duro. Sé de que hablo, que yo también cambié de ciudad, tres veces de colegio, muchas de amigos e incluso de orientación sexual. Pocas cosas se pueden cambiar ya :)

    La pérdida de amigos heteros es algo que le pasa a la mayoría de la gente en cuanto alcanzan la treintena (a veces incluso antes) y es algo que sigo sin comprender. ¿Por qué la gente se recluye y deja de relacionarse en cuanto se casan y/o empiezan a tener hijos? Entiendo que la familia ahora es un círculo más, ¿pero tanto como para desaparecer? Luego vienen los divorcios y la gente se encuentra sola. Creo que nunca lo entenderé.

    No puedo saber que se siente cuando uno adquiere la categoría de ex porque con nadie he tenido una relación que alcance ese nivel. Tengo mis ex por supuesto, pero nunca llegarón a suponer tanto. Pero a pesar de que la separación imagino que es dolorosa, piensa que es mejor descubrirlo pronto y no dentro de 20 años y sin posibilidad ya de enmendar. Considéralo una nueva oportunidad.

    Un beso (porque tu lo vales)

    ResponderEliminar
  4. Interpreto el consejo como un "nunca es tarde si la bicha es buena", digo, si la dicha es buena, jejeje. En lo de los heteros estoy totalmente de acuerdo contigo. He tenido amigos que han sido auténticos guiñapos y que han venido como corderos cuando han dejado sus relaciones, han vuelto a coger pareja y han vuelto a desaparecer. A veces es que las parejas absorven un montón, pero tanto...

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  5. Pipmfito( como diría nuestro buen zowito XD) si te sirve de algo yo también estoy empezando de O como tu dices, y bueno supongo que hay que tirar para adelante, asique pimpfito, animo chuchi( como tu dices), como yo siempre digo( bueno realmente no se si es mio o es de algún poeta de esos, vete tu a saber de donde lo saque yo esto): " si hoy nos toca llorar, quizás mañana podamos reír".

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco lloramos Xas, aunque motivos quizá no falten, por la sensación de tiempo perdido, por la sensación de soledad, quizá con la vista siempre puesta hacia adelante por lo que es mejor ser consciente de la realidad. Y reir, siempre, o al menos sonreir (aquí la vena de antiguo trabajador de hostelería).

      Bicos Ricos

      Eliminar
  6. Me gusta más eso de empezar de O que de 0. Supongo que es O de oportunidad, de todas las oportunidades que sin duda se te presentarán en esta ciudad de paso o en la tuya de toda la vida, da igual. Mucho ánimo en estos momentos difíciles y ya sabes donde me tienes.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desgraciao! si estás desaparecido del todo! Tú otro de los emparejaos que desaparecen, jajaja

      Gracias por el apoyo, por los ánimos, y por haber descubierto la O.

      Bicos Ricos

      Eliminar
  7. Resulta muy triste y desalentador leer que estás "chof" (como llamaba mi abuela a los estados carenciales de "ánimo") y no poderte llamar ahora mismo y decir, "PIMPF... ¿Te hace un café?" a mí me tendrías siempre como buen oyente, para quedarse dormido en el sofá apoyado en tu pecho (después de aguantarte "el rollo") pero no puede ser... en fin, ya sabes, mi correo es como el OPENCOR semi-24 horas, así que pásate por ahí cada vez que te apetezca reír, llorar, patalear, refunfuñar... siempre serás bienvenido... es lo menos que se puede hacer a quien se considera amigo, aunque sea en esta distancia tan fría...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para tirar cohetes no estoy pero tampoco estoy tan mal, hay momentos en que hay que saber afrontar ciertas cosas, son los momentos para no ser débiles. Muchas gracias por el apoyo, tendré en cuenta tu correo.

      Bicos Ricos

      Eliminar
  8. Ya te he dicho por whatsapp, este comentario es sólo para suscribir lo ya dicho, vale?

    Bicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mira que yo con mi Galaxy me crezco, jajaja. Muchas gracias por la pronta respuesta. Y lo mismo que te dije, animado.

      Bicos Ricos

      Eliminar
  9. mmmmm a veces lo que es el fin no es mas que un NUEVO COMIENZO.
    Asi que no lo tomes tan negativo ¿dolera? por supuesto que si, lo anormal seria que todas esas cosas que te han pasado no duelan!

    Pero ahora es cuestion de ponerle huevos! y seguir adelante!

    Un abrazote! Si estuvieras aqui! nos iriamos a tomar unas chelas en la herradura!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchs gracias Gary, es lo que yo digo, si cuando llegué esto no se me hizo grande, ahora mucho menos. Esto del nuevo comienzo me recuerda a eso que posteamos sobre la materia, que ni se crea ni se destruye.

      Bicos Ricos

      Eliminar
  10. O sea... Tres años en Madrid y lo único que se te ocurre es ponerte decadente (ya! el rabo lo tienes contundente!!! jajaj!) por esas cosillas de la vida cuando realmente no eres consciente de que te van a pagar tu primer Trienio y te van a dar cuatro duros (¡eso sí que es un motivo de indignación, joder!!!!) ... desde luego, Pimfito... yo pensaba que la tenías más alegre que todo eso.
    ¡Venga, Venga, Venga! No me pongas de mala hostia... que me cojo el AVE y te doy cuatro galletas.
    No te me "engallines" ¡coño!... y a por todas!!!!.
    a) Los amigos... Un amigo es un amigo. Pero... ¿cuántos amigos reales podemos contar todos entre nuestros círculos?... Cari, la vida es así. La gente aparece y desaparece por motivaciones e intereses varios. Y eso no ha de afectarte... porque la vida es así: te da y te quita y siempre te llevas sorpresas de los que nunca pensabas que iban a dártela.
    b) Los amores. "Amarás a dios sobre todas las cosas y al prójimo como a tí mismo"... NO te olvides, Pimfito... que el primer amor es el que te tienes que tener a tí mismo. Y no me seas negativo: haz lo que César... si ves que llegas y no puedes vencer, mira para otro horizonte. Hay cosas que parecen invencibles y se vencen y hay cosas que parecen vencidas pero no lo son. Eso sí... siempre teniendo en cuenta que tú eres lo primero.
    c) Has de empezar el año y desde O, enviándome la foto... ¡que ya está bien, coño!!!!! jajajaja!

    Lo dicho, guapetón... tú necesitas oxígeno. No dejes que lo cotidiano te lo quite. Hay veces en que todos necesitamos respirar aire puro y dejar que los demás luchen por nosotros.

    Ante todo eso: Hay veces que los demás han de luchar por nosotros. Ten ésto claro!

    Besos guapetón... y una carica especial esta tarde (erótica, claro!!!!!)

    ResponderEliminar
  11. Angelillo, qué he hecho yo para merecer uno de tus artículos bíblicos? Muchas gracias por los ánimos enviados, aunque te advierto desde ya dos cosas, la primera es que tu mensaje no implica que te envíe esa famosa foto de Pimpfito saliendo del pantano con aquello desafiando la ley de la gravedad y segundo, que a lo de los trienios llegas tarde, chuchi, llevo ya casi un año cobrándolo el primer trienio, jejeje, es que cuando llegué aquí no era virgen del todo, tenía ya mácula.

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar
  12. No he podido evitar identificarme con tu post, porque guardando las diferencias, nuestra historia tiene un parecido, yo también dejé mis tierras para venirme a la ciudad y he tenido momentos muy agradables, como otros más tristes,y en unas tres oportunidades me he planteado seriamente dejar Trueno, hasta tengo la ciudad pensada y los contactos necesarios para no partir tan de O ...pero igual termino acá, yo creo que es un mal amor esta relación con Trueno, que tarde o temprano va a pasarme la cuenta. Creo comprenderte y te mando mucha, muchísima energía desde acá y si te haces las ganas, perfectamente podrías armarte de un grupito de contención en la ciudad...además piensa en algo, todos los días llega alguien con las ilusiones de principiante que tuviste tu...o yo. Cariños.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. G-boy, sin embargo yo no he pensado en cambiar Madrid más que para volver algún día a Galicia, y todo será por trabajo, mi llegada aquí, y el día que me vaya por lo mismo, a no ser que sea por salud, que esperemos que no. Gracias por esa energía positiva.

      Bicos Ricos

      Eliminar
  13. chuchiiiii pero bueno, es que esto pasa porque dejé de visitarte y te me deprimes...

    A ver, merluzo, que tienes a Gordi. Aunque no me explico cómo eso te puede alegrar la vida, pero es así. Y tienes a la Buscona. que no es de madrid pero hace como el guadiana y de vez en cuando aparece por allí. Y tienes tu blog, tan cuidadito y tan mono él, que luego miras el de otros y dan pena que parecen plantas a las que nadie riega.

    Y hablando de regar, tienes tu golden member (es que es pensar en regaderas y ya...) que eso a tí no te hace feliz pero estoy seguro de que hará felices a muchos.

    Y tienes chueca, cabrito, que yo para encontrar un tío medio guapo al que echarle el ojo tengo que quedarme bizco, coñe. Y así, bizco, no hay quien ligue, y si no pregúntale a Trueba, que ya sus amigos de infancia le llamaban el cinemascope.

    En fín, que ni se te ocurra estar triste. Porque si te pones pesado hasta te pego un telefonazo. Avisado estás, melón.

    ResponderEliminar
  14. Chuchi, pero tampoco es plan de ser megamaricón de provincias. Hombre, cierto es lo del Golden Member, pero yo no quiero que me valoren solo por mi miembro, que creo que es lo único que han hecho en Madrid desde que he llegado, también tengo mi corazoncito. Gracias por los ofrecimientos, pero ¡Vuelve a Madrid!

    Bicos Ricos

    ResponderEliminar