miércoles, 30 de abril de 2014

Estados Unidos 1 - 1 Rusia

A pocos voy implementando con una metáfora futbolística el drama que se está viviendo en Ucrania, un drama que lejos de ser un problema interno, es algo muy internacional, un acertijo geopolítico y como todo problema de este tipo, económico.
 
A finales de marzo de este año hacía un post Estados Unidos 1 - 0 Rusia, dónde hacía el análisis sobre la caída del gobierno de Yanukovich (o como se escriba) tras unas revueltas en Kiev de unos ciudadanos proUnión Europea, de la desbandada del gobierno ucraniano hacia zonas prorrusas. No pasaron ni dos semanas cuándo estalló el conflicto de Crimea. Una región al sur de Ucrania se erigía en independiente de Ucrania, Crimea, proponía un referéndum a dos semanas vista que terminó con un mayoritario SÍ quiero a la independencia y a ser más amiguitos de Rusia, lo que terminará siendo la anexión de Crimea a Rusia. Pues bien, pocos días después, cuándo las aguas parecían calmadas (al menos en una calma tensa), la región de Donetsk sigue los pasos de Crimea, todo ante la impotencia del gobierno provisional ucraniano, el apoyo ruso y el desinterés europeo. ¡Zas!

Estamos hablando por lo tanto del desmembramiento de Ucrania que sitúa a la zona en el punto más caliente del planeta en estos momentos (con el permiso de las dos Coreas que siempre son punto caliente). Un desmembramiento planificado por Rusia, que no duda en alentar a los prorrusos de la región para que se hagan independientes y luego anexionárselos (pero preguntándoles antes), una forma muy sutil de hacer las cosas. Claro que, ni vosotros sois tontos, ni los ucranianos tampoco, y todos sabemos que el papel de Rusia no es tan inocente.

Efectivamente, Rusia, tras ser vapuleada durante los últimos 20 años política y económicamente no ha dudado ni un momento en reclamar para sí lo que necesita para no perder del todo esa guerra fría que nos tuvo sumidos en tensiones políticas gran parte del siglo XX. Rusia, que ha ido cediendo desde tiempos de Stalin, dada la superioridad norteamericana, llegando a pactos de no agresión nuclear con Kruschev, desarmandose progresivamente con Gorbachov, desmembrándose con Yeltsin, y cediendo la independencia de los países que otrora estuvieran en su órbita, dejando ir a Lituania, Letonia y Estonia, Ucrania, y un pico largo de repúblicas exsoviéticas, dejando que todas estas repúblicas abandonasen el caído pacto de Varsovia. Pero Rusia no está dispuesta a dejar de ser la potencia principal que fuera otrora, dejando su área de influencia caer en manos estadounidenses. Bien cierto es que el peso ruso no es el de antaño, y bien cierto que Putin tiene una situación económica totalmente distinta, porque en cuánto te vendes al capitalismo, entras a jugar con las reglas de juego del capitalismo, y ya lo geopolítico no es lo fundamental, dónde y cómo poner un misil que acojone a tu rival, porque tu rival juega también con otro tipo de armas, las económicas y aquí es dónde entran en juego las relaciones comerciales de Rusia con Europa o China y la importancia de las energéticas.
 
Sin embargo, el conflicto ucraniano, lejos de solucionarse está pasando por una de esas fases de escalada de la violencia. Rusia, cada vez con menos tapujos se está metiendo en el conflicto del país exsovietico vecino, y ya por arte de birlibirloque, los que eran observadores internacionales han pasado a ser miembros infiltrados de la OTAN en las zonas calientes de Ucrania, que sin ser de la OTAN (y todavía nos preguntamos por qué existe todavía tal organización internacional), y que por derivación de las complicaciones del batiburrillo este, ahora están secuestrados. Yo no sé en qué acabará esto, porque los del otro lado, que tampoco deberían meterse pero normalmente se meten, no tienen las cosas tan claras. Estados Unidos defiende más sanciones a Rusia, sanciones tipo "os prohibimos jugar a la Gameboy", aunque las últimas han sido un poco más duras, pero poco más "os prohibimos jugar a la Play". Londres y París piden un poco de sangre y que se promuevan sanciones más duras y ya por si acaso ir tomando medidas de carácter defensivo, y finalmente, Alemania, que es dueña y señora y dice que por el momento, sancioncitas. Ante el panorama de unidad, solo nos cabe esperar que Rajoy sentencie, y conociéndolo, dejará que el jaleo pase, con lo cual, nos vamos al segundo tiempo con un justo empate.

martes, 29 de abril de 2014

Sus bodas de oro

Me parto, chuchis, ya os lo digo. El próximo 12 de mayo se cumplirán los 52 años de matrimonio de Juan Carlos I y Sofía de Grecia, que también os lo digo, que este blog no es que haya perdido el rumbo y de repente se haya convertido en un blog monárquico. Y con motivo de este aniversario, y dado que los reyes de España no han celebrado en su momento sus bodas de oro, entre otras cosas porque la reina de España estaba ligeramente mosqueada con el rey por lo del affaire de éste con la "princesa Corina" y los asuntos estos de las fotos de caza. Pues se ve que ahora han querido celebrar lo que en su vida no han celebrado.

Que no, que me ha dado por comentar la foto, ya os lo digo, aunque lo que más me ha llamado la atención es la reina, que parece que va blanca y radiante (como diría el HOLA!). En el fondo me ha llamado la atención lo casposa de nuestra representación, así os lo digo, porque a mi esto de las mantillas de las damas españolas, me chirría, me hace retroceder mil años. Y cuándo digo representación, me refiero a la delegación española en la ceremonia de canonización de Juan Pablo II y Juan XXIII.

Efectivamente, chuchis, tenemos dos nuevos santos, ¿San Juan Pablo II? ¿San Karol Wojtila? ¿San Juan XXIII? ¿San Angelo Giusepe Roncalli? Es que no nos han dado estampitas a la redacción de este blog con una oración por ellos, por eso ignoro el nombre de estos tan recientes santos. Al menos el más reciente es Juan Pablo II, que en menos de 10 años ha alcanzado la canonización. Roncalli ha tenido que esperar mucho más, también hay que decirlo, y también hay que comentar el discurso del papa Francisco. Aunque no tocaba, Francisco ha tenido ante si a muchos líderes del mundo, momento más que apropiado para tirarles de las orejas, y ocasión perdida por el papa que empezó sorprendiendo a todo el mundo y que, extrañamente, en los dos últimos meses está pasando al ostracismo del catolicismo, valga la redundancia, limitándose a leer su discurso y punto pelota. Quizá lo más impactante de la ceremonia ha sido que podamos ver a dos papas canonizando a otros dos papas, algo inusual, porque a la ceremonia acudió el papa emérito, Benedicto XVI, y papas eméritos, a día de hoy no tenemos muchos.

Junto a los reyes de España, acompañaban en la comitiva los ministros más rancios de Rajoy, los más opusinos, también hay que decirlo, Gallardón, Fernández Díaz (que este se encomienda a Santa Teresa en lugar de a los nuevos) y Margallo, el ministro franquista. Eso por lo que veo en la foto, que supongo que de la delegación española habría más gente, porque no nos engañemos, pero habrá toda la crisis que quieras, pero os digo yo que de estos ninguno ha pagado el viaje, que se lo hemos pagado el resto de los españoles, por aquello de que iban como representantes de España, que tampoco era necesario, porque a mi con que los reyes fuesen ya me sentiría de sobra representado, y más si lo hacen con cargo a los presupuestos de la casa real.
 
En la prensa más conservadora se limitan a tratar la recepción que el día después hizo el papa a los reyes en privado, haciendo una competición de los minutos que Francisco les ha dedicado a ellos, frente a los minutos que les dedicó a Obama o Isabel II, el notición, claro, porque a los españoles les ha dedicado 53 minutos, en español y a solas, ¡mientras que a Obama 44 minutos y con traductores! También se dedican a comentar las gracias de unos y otros. Hay un video en el que el rey incluso le comenta que le ha encantado la ceremonia, que enhorabuena por estar haciendo las cosas que está haciendo, sobre todo por los pobres y por los ancianos, y también dicen que el rey le ha mostrado su preocupación por el alto paro juvenil en España. ¿Qué quiere que el Papa los contrate? ¿Que fomenten el sacerdocio en nuestro país?
 
Ver para de creé.

lunes, 28 de abril de 2014

El Infante Maldito

Este fin de semana que os habéis tomado un poco lo blogosférico de vacacines, he querido apurar un libro que venía leyendo sobre esos post borbónicos que suelo hacer los domingos. Cayó en mis manos El Infante Maldito, de José Carlos García Rodríguez, con el fin de complementar la información que yo tenía sobre Luis Fernando de Orleáns, el infante de los maricas como era llamado en determinados círculos.
 
No debería aburriros sobre la vida de este infante de España, que perdió sus títulos nobiliarios por decreto de su primo Alfonso XIII, motivado por la extraña vida que el hijo de Eulalia de Borbón llevaba, el que había sido nieto de Isabel II y de Francisco de Asís (si es que realmente era su abuelo), de homosexualidad reconocida, cocainómano, pederasta y un gran aficionado a las fiestas y al derroche en general del dinero, como ya os descubrí en los post de los domingos pasados. Quienes no lo hayan leído, ahí están colgados.
 
Ya os digo que tras leer el libro os voy a evitar algún post más sobre Luis Fernando, porque todo lo que necesitaba saber sobre el mismo pude encontrarlo en su momento en internet, plasmar lo que me parecía más relevante y obviar mucha paja. En ese sentido me ha defraudado un poco el libro, o no, según se vea. Es que ahora con Internet está todo ahí, incluso las muchas referencias que habían a este libro también, toda la información estaba ya colgada en la red. El libro se lee bien, pero también os digo, es solo apto para aquellos fans de la monarquía, o para aquellos a los que les gusten estos temas escabrosos de los Borbones.
 
Sin embargo, yo creo que ha pasado muy de puntillas por algunos temas, quizá por falta de información sobre este oscuro, o mejor dicho, oscurecido infante sobre el cual los propios Borbones han tratado de borrar de su memoria y de la vista al público. Apenas hace referencia a su fiel compañero y secretario personal Antonio Vasconcellos, que sin duda ha sido clave en las adicciones del infante. Buscaba alguna referencia sobre su muerte, que el libro pasa por alto pero que yo había ya leído por ahí que ocurrió en la estancia del infante en Venecia. Buscaba algo de información sobre la esposa multimillonaria del infante, y aunque le dedica un capítulo, no me ha llegado. Buscaba también algunos datos escabrosos, así os lo digo, porque esto del cotilleo a mi me encanta, por si no lo teníais claro a día de hoy, concretamente sobre esa oscuridad en su homosexualidad, no la homosexualidad en si misma, que Borbones hay y hubo siempre, pero ya homosexuales pederastas es más difícil encontrar, o al menos que de ello algo se supiese.
 
En mi opinión, el libro se para mucho en paja, o datos relevantes pero no directamente del propio personaje. Habla mucho de su padre, y bastante de su madre, del conflicto matrimonial de ambos, de la amante de su padre, y de la correspondencia de ambos con el rey Alfonso XIII o con su madre, la regente María Cristina. También da datos, muy interesantes sobre el patrimonio que tenían, el patrimonio familiar de los Borbones, al menos de esa rama de los Borbones, los descendientes de los Montpensier. ¡Hay que ver lo forrados que estaban! Es algo que me ha llamado muchísimo la atención. Uno siempre se imagina a los señores feudales con su castillo, sus tierras alrededor, viviendo lujosamente en los palacios, pero no el enorme patrimonio que han podido amasar los Borbones en España, que han tenido muchísimas propiedades, y no unas propiedades cualesquiera. Sorprende la diferencia con la realidad que uno conocía hasta ahora. Tengo referencias de cómo era el comienzo del siglo XX en Galicia, al menos cerca de dónde yo soy, lugares dónde los señoritos de Madrid, las clases nobles de la época y ricos empresarios españoles se pasaban los días disfrutando de baños entre algas y aguas rompientes, buenos decían para el reuma, al igual que ocurría con zonas como San Sebastián o Santander, las visitas de estos personajes eran altamente celebrados por la población y la prensa en general, eran los señoritos y los lugareños. Los señoritos se construían grandes chalets, en zonas costeras y los lugareños se dedicaban a trabajar para los señoritos, como personal doméstico básicamente, tenían todo listo y cuidaban las casas para los pocos días que aquellos iban a veranear. Pues en este caso se ve lo que eran los señoritos, cuya vida contrastaba con unos lugareños que en la mayoría de los casos no sabían ni leer ni escribir, que pasaban enormes dificultades para comer. Los señoritos estudiaban en colegios en el extranjero, vivían en palacios y se montaban unas fiestas que ni te cuento, cocaína, plumas, pompa y boato, grandes espectáculos que podían incluir telas caras y joyas o como una de las fiestas que el libro cuenta, dónde una de las invitadas hacía acto de presencia sobre los lomos de un elefante.
 
El tiempo ha igualado un poco más las cosas, también hay que decirlo. Sí, ahora los Borbones son menos ricos, al menos los Borbones de segunda y tercera fila, y los españolitos aunque pobres, al menos ya sabemos leer y escribir, es otra cosa, y aquellos que en la Belle Epoque lo dieron todo, reposan hoy en tumbas olvidados, como nos ocurrirá al resto de los mortales, porque la muerte no distingue de pompas.

domingo, 27 de abril de 2014

Crónicas Borbónicas. El Infante de los Malditos (II y final)

Tras su expulsión de Francia, Luis Fernando de Borbón intenta exiliarse sin éxito a Bélgica, Estados Unidos o Inglaterra, sin embargo solo le dan asilo político en Portugal. Sin embargo, Luis Fernando solo se veía a si mismo pasándose la gran vida padre en París, que era dónde se vivían todas las grandes juergas. En un primer momento intentó colarse en Francia a través de España, para ello intentó llegar a la Riviera Francesa vestido de mujer con su peluca y un pasaporte falso. Resultó que lo pararon porque el pasaporte que llevaba era de una mujer buscada por contrabando, otro nuevo escándalo.
 
Intentó entonces entrar en Francia de otro modo, cómo solo saben hacer las altas esferas, a base de chanchullos a la más alta escala política. Probó entonces con un matrimonio.
 
Eulalia, su madre no dudó en ningún momento en buscar una buena esposa para su marido, y con lo de buena me refiero a esposas con grandes dotes, dotes económicas, por supuesto. Así fue como entablaron negociaciones con una millonaria estadounidense, divorciada y que había sido actriz cuyo mayor sueño era ser tratada como alteza real, qué mejor forma que casándose con uno de los descendientes de los reyes de Francia, y aquí Luis Fernando cumplía este papel. sin embargo, las negociaciones para su matrimonio con Mabelle Gilmen Grey no llegaron a buen puerto.
 
Buscaron pues otra esposa para Luis Fernando. En esta ocasión sería la excéntrica Marie-Charlotte constance Sey. Marie-Charlote era hija de un empresario del azúcar, estaba forradísima y tenía un bonito palacio en Francia. Y cuándo digo forradísima era muy forrada, y además de su fortuna, casó bien con otro rico personaje francés, un tal Broglie y poseían en aquel momento la mayor fortuna del país galo. Con una fortuna que nos costaría imaginar, esta mujer se quedó viuda y se encaprichó de nuestro Luis Fernando. El matrimonio no nos llamaría la atención si no fuese porque la novia tenía 73 años y Luis Fernando contaba por aquel entonces con 41. Los herederos de la rica princesa pusieron el grito en el cielo e intentaron demostrar que Marie Say no estaba en sus cabales, algo así como ocurrió con la señora esta de L'Óreal y sus herederos. La justicia denegó la razón a éstos últimos y pudo casarse. El matrimonio se celebró por lo civil en el registro de Paddington en Londres el 19 de septiembre de 1930, luego, la ceremonia por la iglesia se celebró en Italia, y finalmente se fueron a vivir a París, a un hotel en la Rue de Solferino. Marie-Charlotte había movido teclas e hilos para conseguir que dejasen entrar a Luis Fernando en Francia.
 
Comienza aquí una segunda época dorada, quizá con más glamour, pero igual de peligrosa que la anterior. En esta época tuvo relación con Cocteau, La Mistinguette un personalidad francesa, con el maharajá de Kapurthala y su esposa española, con la marquesa italiana Luisa Casati, otro personaje. Celebraban grandes fiestas en el palacio de Marie Say, y Vasconcellos seguía al lado de Luis Fernando. Celebraban fiestas temáticas, fiestas de disfraces, fiestas indias a las que acudían incluso con elefantes. Se hizo famosa la presencia en una fiesta de Luis Fernando semidesnudo, pintado de azul con todo tipo de joyas encima cuál maharajá. Luis Fernando se caracterizaba también por ser un gran bailarín de tango, y siempre acudía a las fiestas con bailarines argentinos. Luis Fernando fue un pionero del famoseo, fue uno de los creadores de los photocall y de los bolos. Tanto él como Vasconcellos cobraban por asistir a muchas fiestas, e incluso cuándo Luis Fernando consideraba que no le pagaban bien enviaba en su lugar a Vasconcellos.
 
Frecuentemente viajaba a Italia, concretamente a Venecia. Solía hacer el recorrido en coche, y sus viajes eran mero contrabando de cocaína. Su coche jamás era revisado, porque a nadie se le ocurría en plena frontera parar a un heredero de la corona francesa. Traía a Francia la cocaína que después revendía  a un 300% más cara entre aristócratas, ricos, príncipes y reyes. Fue en una de estas cuándo volvieron a expulsarlo de Francia. Su destino fue Venecia nuevamente, dónde residía su amiga la marquesa Luisa Casati. Su estancia en Venecia terminó con el fallecimiento de su fiel Vasconcellos que fue enterrado en la Iglesia del Redentor.
 
Pocos años después de su matrimonio con la multimillonaria terminó arruinándola por completo y una vez la dejó sableada no dudó en pedirle el divorcio. Marie Say estaba enamorada de Luis Fernando, dicen las crónicas y no superó nunca el divorcio. Falleció poco después.
 
Llegó la Segunda Guerra Mundial, con un Luis Fernando establecido nuevamente en Francia, que fue un protegido de los nazis. Luis Fernando, desde su posición ayudó a muchos franceses de la resistencia con la información que su tía la Infanta Paz le pasaba desde Alemania. Fueron bastantes las vidas que ayudó a salvar, una especie de Schlinder pero más chungo. En cierta ocasión visitó Berlín, y lo que se le ocurrió hacer fue pasearse por el centro de la ciudad con una insignia judía, noticia que llegó al Fürher que pidió explicaciones a la embajada española, le dijeron que dejase correr a Luis Fernando, que ya se cansaría y pronto saldría de Alemania.
 
Poco le quedaba ya de vida al aristócrata. Padecía un cáncer de testículos y tendría que costearle su estancia en el hospital, los tratamientos y demás su amiga Reymonde Gitenet, que fue la que lo acompañó en sus últimos días. Falleció tras someterse a una operación de la que no pudo salir un 22 de junio de 1945, para tranquilidad de su familia Borbón. Fue enterrado en la iglesia del Corazón Inmaculado de maría en la Rue de le Pompe. A su entierro no acudió ninguno de sus familiares. Tenía 57 años y había vivido todo cuánto un golfo podía haber dado de si.

sábado, 26 de abril de 2014

Chulazos temáticos. Leather (I)

Bien, que sepáis que esta sección hoy se pone un poco más fuerte, como homenaje a aquellos homosexuales que iniciaron el movimiento en San Francisco, aquella imagen que teníamos de los gays con bigotes y ropa de cuero, de la que muchos renegábamos, ha ido ganando con el tiempo e imponiéndose en muchos lugares de ambiente. Han sabido mantener esa esencia alejados de las maris con mechas, bolsos inmensos, gafas de sol tapacaras y demás. Yo ya os lo digo, a mi un poquito de cuero me pone un montón, espero que disfrutéis con nuestros chicos. He dicho.


Leather y floripondio, así os lo digo
 
Leather dominante con pasiva refleja

Leather pobre, sin dinero para camiseta

Leather saltimbanqui

Leather Cudeiro o Leather Chini

Leather Fontanero

Leather Minimal

Leather Soldadito Epañó
 
El Leather berlinés
Bien, y ya puestos, os dejo una imagen de lo que serán nuestros chulazos temáticos de la próxima semana, ¿tenéis alguna idea de qué va a tratar? ¿Chapitas? ¿Chaperos? ¿Militares? ¿Escorpiones? ¿pectorejos? ¿tabletas? ¿Del músculo este de abajo que no recuerdo como se llama pero me vuelve loco?



viernes, 25 de abril de 2014

FNF Nº 198

La he mencionado con ocasión del post de hoy, ese 40 aniversario de la Revolución de los Claveles en Portugal. Grandola, Vila Morena es el tema elegido por los MFA para iniciar el golpe de estado que terminaría con la dictadura más larga de Europa. La canción fue emitida por Radio Renascença, una cadena católica portuguesa como señal, a las 00:25 horas del 25 de abril de 1974. Enseguida fue convertida en símbolo de la revolución y la democracia.
 

Compuesta por José Zeca Afonso, sirvió como homenaje a la Sociedad Musical Fraternidad Operaria Grandolense en 1964, y que fue incluida en el álbum Cantigas de Maio publicado a finales de 1971. Su primera interpretación en vivo fue el 10 de mayo de 1972 en Santiago de Compostela. El objetivo de la canción era claramente revolucionario, por ello fue censurada, junto con otras cuatro canciones por el régimen salazarista. Cantada el 29 de marzo en Lisboa como cierre de un concierto de Amalia Rodrigues con miembros de las MFA en el público que decidieron que esa canción sería la ideal, jamás se imaginó Zeca Afonso el éxito de este tema. Hoy os la dejo como homenaje, porque la canción tiene una letra cortita pero muy contundente, y más que nada, porque impresiona el uso que de ella se hizo en su momento.

La Revolución de los Claveles

Hoy se conmemora un aniversario importante en el país vecino, Portugal, la Revolución de los Claveles, que cumple 40 años y que terminó con la caída de la dictadura que el país padecía desde 1926 dando paso al maravilloso país que es ahora. Un cambio de gobierno sin derramamiento de sangre.
 
Si bien, podríamos pensar que a lo largo de este siglo XX la historia de España y Portugal ha sido un caminar por rutas paralelas, hay diferencias que han hecho especial cada caso, ni la dictadura española fue como la de Portugal, ni en Portugal hubo una guerra civil. En ambas se instauró una república y en ambas se derrocó una monarquía. Ambos países entraron juntos en la Unión Europea, y en los dos países había ganas de un cambio de gobierno sin que llegase la sangre al río.
 
Portugal venía de una situación de inestabilidad tras el derrocamiento de la monarquía, claro que, esa inestabilidad era ya un mal endémico, una economía pobre heredada del régimen anterior. Se sucedieron en Portugal distintos gobiernos, muchos presidentes de la república, muchos primeros ministros, cambios continuos de equipos de gobierno, y lo que se avecinaba no era nada bueno. El por aquel entonces Presidente de la República encargó a un tal Antonio de Oliveira Salazar, un abogado y político de origen humilde, que recondujese la situación económica, y éste solicitó para llevar su empresa a tal fin, ciertas libertades. Pero ya se sabe como son los dictadores. En cuánto la situación del país comenzó a mejorar ligeramente, Salazar empezó a subirse más a la parra del poder, y constituyó una república al más puro estilo bolivariano, es decir, un presidente omnipotente y omnipresente con una constitución para si mismo y perpetuar su poder durante décadas. Mientras en Portugal las pasaban canutas, en España llevábamos una carrera similar, derrocada la dictadura de Primo de Rivera se terminó proclamando una república que fue totalmente ingobernable, por unas u otras causas y que derivó en guerra civil por el alzamiento militar del general Franco. Pasaron ambos países a ser gobernados por dictadores de derechas. En el caso español por la ultraderecha y el fascismo al más puro estilo Musolini, y en Portugal también, pero quizá algo más suave. En ambos países se recortaron las libertades del pueblo, se recurrió a la censura y la policía hacía limpias de aquellos no afectos al régimen. Salazar siempre temió que Franco decidiese invadir el país vecino, sobre todo en el contexto de la segunda guerra mundial, por eso fue uno de los principales valedores para que ambos países se mantuviesen neutrales, a su forma.
 
En 1968, Salazar se dió un topetazo doméstico, una caída en el baño o algo similar que dió con un hematoma tan grande en el viejo dictador que tuvo que ser apartado del gobierno porque aquello ya no le regulaba correctamente. Le sustituyó Marcelo Caetano al frente del régimen, impidiendo cualquier tipo de protesta o cambio del mismo, a través de la Policía Internacional e de Defensa do Estado (PIDE) que no eran más que las SS portuguesas, salvando diferencias. Con un régimen envejecido y aislado prácticamente del mundo occidental, inmerso en distintos frentes que se habían levantado en las colonias portuguesas en África y alguna que otra de Asia, el país vecino estaba avocado a un nuevo desastre, pero no fue así.
 
En medio de los conflictos coloniales, comienza a surgir en el propio ejército la opinión de que la política colonial aplicada no es la correcta, y surge, tras la destitución del general Spínola (contrario al régimen), un movimiento que se conoció como Movemento das Forças Armadas (MFA), su intención, crear una revolución para derrocar al régimen y con ellos la gran preocupación de Marcelo Caetano. Tras un intento frustrado de golpe de estado en marzo de 1973 cuya finalidad era marchar sobre Lisboa, Caetano decide una operación masiva de espionaje dentro del ejército. Los ocultos líderes del MFA temen que sus intentonas deriven en una Guerra Civil, y planean algo para evitarlo, entre otras cosas amplian sus círculos.
 
El 24 de abril a las 22:55 la emisora de radio Emissores Associados de Lisboa retransmitía la canción "E Depois do Adeus", era la primera de las señales para arrancar con el golpe pacífico. Ya el 25 de abril a las 00:25 horas, la emisora Radio Renascença emitía la canción "Grándola, Vila Morena", prohibida por el régimen. Esta segunda canción era la señal para que se ocupasen los distintos puntos estratégicos del país, toda una operación dirigida por Otelo Saraiva de Carvalho desde el cuartel militar de Pontinha en Lisboa. A las pocas horas, los principales puntos estaban ocupados, así como emisoras de radio y televisión que pedían a los ciudadanos que se quedasen en sus casas y a la policía del régimen que no actuasen. Vamos, un golpe de estado en toda regla, que se diría. Los portugueses en general no hicieron mucho caso a las advertencias, así os lo digo. Pocas horas después caía el régimen salazarista ahogado, con una policía que se había rendido y unos militares que se habían sumado al golpe de estado, ocupando aeródromos y aeropuertos.
 
Los portugueses salieron masivamente a la calle, iniciaron una serie de manifestaciones hacia el centro de sus ciudades. Llama la atención la calma que hay en la capital, dónde los militares discurren entre la gente sin que se produzcan altercados. Son varios los militares que paran en el puesto de una florista y le piden una flor de época, los claveles, que compran y ponen después en la boca de sus fusiles, silenciando las balas que nunca llegaron a salir. Con un gobierno cercado en el Barrio do Carmo en el centro de Lisboa, rodeados por manifestantes y militares del MFA, lograron negociar la rendición que se produciría horas después, siendo transportados los miembros del gobierno en un blindado y poniendo rumbo a Brasil dónde permanecerían exiliados.
 
Fueron en total cuatro las víctimas civiles de dicha revuelta, pese a las órdenes de la MFA de no derramar sangre, los disparos de miembros del PIDE sobre manifestantes civiles pondría la nota triste. Un balance sin embargo positivo que terminaría con el régimen más antiguo de Europa.

jueves, 24 de abril de 2014

Lo Menos Visto

Hace unos días tenía una conversación con un compañero de viaje a Galicia, le hacía ver, dentro del mundo de mi ignorancia que los túneles de la autovía no eran rectos, además de la pendiente por el trazado orográfico, las curvas normales, pues a eso debemos añadir una curvatura de la que yo me he dado cuenta, y no, no me refiero a que hagan los túneles redondos, es que además siempre tienen un poco de pendiente. Y claro, el caso es que tengo unas preocupaciones que la gente normal no tiene, así resumía yo mi extraño interés por los túneles. Entonces, como bloguero también tengo mis rarezas y llega un momento en que uno, cansado de ver y hacer estadísticas siempre iguales, va y se fija en aquellos post en los que nadie se fija, y en lugar de hacer un ranking de los post más vistos, voy y os haré uno de los menos vistos, que cada uno tiene su razón de ser, no nos engañemos, es algo así como un "Hoy me repito a mi mismo" que harían Thiago o Gary, y que yo llamaría "A ver por qué coño no habéis entrado aquí".

10.- FNF Nº11 4 visitas 16/04/2010
 
Se ve que no me sois maricas clásicas de ayer y hoy, porque en esta posición y con tan solo 4 visitas está el video Telephone de Lady Gaga, y el por qué de haber puesto ese video. O eso, o es que todos ya lo habíais visto, claro que... para saber que el video era de Lady Gaga teníais que haber entrado al menos a leerlo...
 
9.- Me Falta Algo 4 visitas 03/04/2010
 
Post dónde cuento que yo estoy de vacaciones, viviendo a cuerpo de rey pero echando muchísimo de menos a D., claro que, si no lo habéis leído es porque el tema pasteleo no os va, o porque ya empezábais a estar cansados de tanta historia de D., pues no os quedaba nada, chuchis, era el año 2010.
 
8.- FNF Nº 98 4 visitas 09/12/2011
Tenemos un post musical, que todo hay que decirlo, os gusta muy poco la música, aunque yo también tengo que reconocer que he puesto lo de la música en horario de escasa audiencia, por no molestaros, como tampoco soléis entrar mucho.... solo para muy fans. Pero es que en esta ocasión es un temazo de Moby, ya os lo digo, que creo recordar que he vuelto a poner en el blog, y con más visitas. Vosotros me explicaréis.
 
7.- Llegar con Cierto Sentido 4 visitas 25/05/2010
Con motivo de las letras galegas, aquel 2010 se publicaba una entrevista a uno de los grandes de la literatura de mi tierra, Francisco Fernández del Riego, que fallecería poco después. La entrevista creo recordar era de La Voz de Galicia, o algún periódico gallego, pero el caso es que con los años que tenía Del Riego, hay que ver lo bien que estaba precisamente de eso, del riego. Se ve que no os gusta la literatura gallega. Jaja.
 
6.- A la Espera del Clásico 3 visitas 10/04/2010
 
Y llega un post futbolero, que ya os advertí hace unos días que los post de los Borbones y los de fútbol son lo menos visto en este blog, curiosamente, y a los pocos meses de arrancar el blog, yo muy emocionado con esto del fútbol y váis vosotros y os lo pasáis por el forro de los mismísimos.
 
5.- Nos Han Jodido con la TDT 3 visitas 01/04/2010
 
Unos meses después de arrancar este blog, se producía el apagón analógico, todos pasábamos a tener la dichosa TDT, una modernidad que visto lo visto (y todavía tiene vigencia el post) nos ha dejado en un auténtico apagón, porque resultó que íbamos por delante de la tecnología. No sé por qué no lo habéis leído, chuchis, estaba cargado de auténtica mala leche.
 
4.- Jerte 2010 Domingo 11 (y final) 3 visitas 24/04/2010
Un viaje maravilloso con D. del que guardo enorme cariño, claro que, a estas alturas el post está un poco desfasado, ya os lo advierto por si intentáis entrar, y también advierto que, por cuestiones informáticas (más bien de nulidad informática) han desaparecido las fotos, que eran lo mejor del post. Se siente, por no haber entrado a tiempo.
 
3.- Fiesta de Despedida 3 visitas 29/05/2010
Horas antes de abandonar mi anterior piso, se produjo una noche toledana en una gran fiesta que montaron todos los individuos del piso, con sus distintos amigos. Vamos, tres fiestas en una sola vivienda, de lo que allí aconteció, y de los planes para mi dulce venganza se habla en ese post. Que es un post genial, así os lo digo.
 
2.- La Amargura de la Cáscara 2 visitas 19/04/2010
 
Un post genial sobre una obra también genial de teatro, en un teatrillo que no sé si funciona todavía en pleno barrio de Malasaña, la obra de teatro sobre la cáscara amarga, y lo que esto significa, varias historias en una que no dejan indiferente a nadie. Claro que, a estas alturas ya no la tienen en cartel, de aquella época solo aguanta El Rey León, y porque está en Gran Vía.
 
1.- Knowing The Funcionaria 2 visitas 27/03/2010
Mi periplo en un curso de formación para funcionarios, todo lo que pude aprender de una gran maestra en esto del funcionariado, una crack a la que por supuesto he seguido haciendo caso, y no me ha ayudado esto a ser mejor persona, pero al menos me ha ayudado a que tampoco me tomen demasiado el pelo, al menos por novato.

miércoles, 23 de abril de 2014

Día Internacional del Libro

Me vais a permitir un año más conmemorar con vosotros el día internacional del libro, con un texto de la obra más universal de la literatura española, como es tradición en Pimpfiadas, y en algunos lugares de habla hispana, el recitar parte de "El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha". Yo este año, como sentido homenaje a Gabriel García Márquez podría haberos traído parte de algún texto de sus Cien Años de Soledad, probablemente la novela sudamericana de mayor renombre, pero como ya he dicho, jamás he leído nada de Gabo, y por lo tanto, no me veo con fuerzas para copiar un texto del cuál no sé absolutamente nada. Yo soy muy de Quijote, no en vano es mi libro preferido que ya leí hace unos cuántos años y del que no se me quita ese tono de humor negro que esconde, ni el humor ni todo lo que dice con tan mala leche el escritor ¿alcalaíno? En esta ocasión, el texto es de un capítulo que ya copié el año pasado, pero en su parte final, el capítulo VIII, "Del buen suceso que el valeroso Don Quijote tuvo en la espantable y jamás imaginada aventura de los molinos, con otros sucesos dignos de felice recordación".

"Tornaron a su comenzado camino del puerto Lápice, y a hora de las tres del día le descubrieron.
 
- Aquí -dijo en viéndole Don Quijote- podemos, hermano Sancho Panza, meter las manos hasta los codos en esto que llaman aventuras, mas advierte que, aunque me veas en los mayores peligros del mundo, no has de poner mano a tu espada para defenderme, si ya no vieres que los que me ofenden es canalla y gente baja, que en tal caso bien puedes ayudarme; pero si fueren caballeros, en ninguna manera te es lícito ni concedido por las leyes de caballería que me ayudes, hasta que seas armado caballero.
- Por cierto, señor -respondió Sancho- que vuestra merced será muy bien obedecido en esto, y más que yo de mío me soy pacífico y enemigo de meterme en ruidos y pendencias; bien es verdad que en lo que tocare a defender mi persona no tendré mucha cuenta con esas leyes, pues las divinas y humanas permiten que cada uno se defienda de quien quisiere agraviarle.
- No digo yo menos -respondió Don Quijote-; pero en esto de ayudarme contra caballeros, has de tener a raya tus naturales ímpetus.
- Digo que sí lo haré -respondió Sancho- y que guardaré ese precepto tan bien como el día del domingo.
 
Estando en estas razones, asomaron por el camino dos frailes de la orden de San Benito, caballeros sobre dos dromedarios, que no eran más pequeñas dos mulas en que venían. Traían sus anteojos de camino y sus quitasoles. Detrás de ellos venía un coche con cuatro o cinco de a caballo que les acompañaban, y dos mozos de mulas a pie. Venía en el coche, como después se supo, una señora vizcaína que ia a Sevilla, donde estaba su marido que pasaba a las Indias con muy honroso cargo. No venían los frailes con ella, aunque iban el mismo camino; mas apenas los divisó Don Quijote, cuando dijo a su escudero:
 
- O yo me engaño, o esta ha de ser la más famosa aventura que se haya visto, porque aquellos bultos negros que allí parecen, deben ser, y son sin duda, algunos encantadores que llevan hurtada alguna princesa en aquel coche, y es menester deshacer este tuerto a todo mi poderío.
- Peor será esto que los molinos de viento -dijo Sancho-. Mire señor, que aquellos son frailes de San Benito, y el coche debe de ser de alguna gente pasajera: mire que digo que mire bien lo que hace, no sea el diablo que le engañe.
- Ya te he dicho, Sancho -respondió Don Quijote- que sabes poco de achaques de aventuras: lo que yo digo es verdad, y ahora lo verás.
 
Y diciendo esto se adelantó, y se puso en la mitad del camino por donde los frailes venían, y en llegando tan cerca que a él le pareció que le podían oír lo que dijese, en alta voz dijo:
 
- Gente endiablada y descomunal, dejad luego al punto las altas princesas que en ese coche lleváis forzadas, si no, aparejáos a recibir presta muerte por justo castigo de vuestras malas obras.
 
Detuvieron los frailes las riendas, y quedaron admirados, así de la figura de Don Quijote, como de sus razones; a las cuales respondieron:
 
- Señor caballero, nosotros no somos endiablados ni descomunales, sino dos religiosos de San Benito, que vamos a nuestro camino, y no sabemos si en este coche vienen o no ningunas forzadas princesas.
- Para conmigo no hay palabras blandas, que ya yo os conozco, fementida canalla -dijo Don Quijote.
 
Y sin esperar más respuesta, picó a Rocinante, y la lanza baja arremetió contra el primer fraile con tanta furia y denuedo, que si el fraile no se dejara caer de la mula, él le hiciera venir al suelo mal de su grado, y aun mal ferido si no cayera muerto. El segundo religioso, que vio del modo que trataban a su compañero, puso piernas al castillo de su buena mula, y comenzó a correr por aquella campaña más ligero que el mismo viento. Sancho Panza que vio en el suelo al fraile, apeándose ligeramente de su asno, arremetió a él y le comenzó a quitar los hábitos. Llegaron en esto dos mozos de los frailes, y preguntáronle que por qué le desnudaba. Respondióles Sancho que aquello le tocaba a él legítimamente, como despojos de la batalla que su señor Don Quijote había ganado. Los mozos, que no sabían de burla, ni entendían aquello de despojos ni batallas, viendo que ya Don Quijote estaba desviado de allí, hablando con las que en el coche venían, arremetieron con Sancho, y dieron con él en el suelo; y sin dejarle pelo en las barbas le molieron a coces y le dejaron tendido en el suelo sin aliento ni sentido: y sin detenerse un punto, tornó a subir el fraile, todo temeroso y acobardado y sin color en el rostro y cuando se vio a caballo picó tras su compañero, que un buen espacio de allí le estaba aguardando, y esperando en qué paraba aquel sobresalto; y sin querer aguardar el fin de todo aquel comenzado suceso, siguieron su camino haciéndose más cruces que si llevaran el diablo a las espaldas.
 
Don Quijote estaba, como se ha dicho, hablando con la señora del coche, diciéndole:
 
- La vuestra fermosura, señora mía, puede facer de su persona lo que más le viniera en talante, porque ya la soberbia de vuestros robadores yace por el suelo derribada por este mi fuerte brazo; y porque no penéis por saber el nombre de vuestro libertador, sabed que yo me llamo Don Quijote de la Mancha, caballero andante y aventurero, y cautivo de la sin par y hermosa doña Dulcinea del Toboso; y en pago del beneficio que de mí habéis recibido no quiero otra cosa sino que volváis al Toboso, y que de mi parte os presentéis ante esta señora, y le digáis lo que por vuestra libertad he fecho.
 
Todo esto que Don Quijote decía, escuchaba un escudero de los que el coche acompañaban, que era vizcaíno; el cual, viendo que no quería dejar pasar el coche adelante, sino que decía que luego había de dar la vuelta al Toboso, se fue para Don Quijote, y asiéndole de la lanza le dijo en mala lengua castellana, y peor vizcaína, de esta manera:
 
- Anda, caballero, que mal andes; por el Dios que crióme, que si no dejas coche, así te matas como estás ahí vizcaíno.
 
Entendióle muy bien Don Quijote, y con mucho sosiego le respondió:
 
- Si fueras caballero, como no lo eres, ya yo hubiera castigado tu sandez y atrevimiento, cautiva criatura.
 
A lo cual replicó el vizcaíno:
 
- ¿yo no caballero? juro a Dios tan mientes como cristiano; si lanza arrojas y espada sacas, el agua cuán presto verás que el gato llevas; vizcaíno por tierra, hidalgo por mar, hidalgo por el diablo; y mientes, que mira si otra dices cosa.
- Ahora lo veredes. -dijo Agraves, respondió Don Quijote; y arrojando la lanza en el suelo, sacó su espada y embrazó su rodela, y arremetió al vizcaíno con determinación de quitarle la vida.
 
El vizcaíno, que así le vio venir, aunque quisiera apearse de la mula, que por ser de las malas de alquiler, no había que fiar en ella, no pudo hacer otra cosa sino sacar su espada; pero avínole bien que se halló junto al coche, de donde pudo tomar una almohada que le sirvió de escudo, y luego fueron el uno para el otro, como si fueran dos mortales enemigos. La demás gente quisiera ponerlos en paz; mas no pudo, porque decía el vizcaíno en sus mal trabadas razones, que si no le dejaban acabar su batalla, que él mismo había de matar a su ama y a toda la gente que se lo estorbase. La señora del coche, admirada y temerosa de lo que veía, hizo al cochero que se desviase de allí algún poco, y desde lejos se puso a mirar la rigurosa contienda, en el discurso de la cual dio el vizcaíno una gran cuchillada a Don Quijote encima de un hombro por encima de la rodela, que a dársela sin defensa, le abriera hasta la cintura. Don Quijote, que sintió la pesadumbre de aquel desaforado golpe, dio una gran voz, diciendo:
 
- ¡Oh señora de mi alma, Dulcinea, flor de la fermosura, socorred a este vuestro caballero, que por satisfacer a la vuestra mucha bondad, en este riguroso trance se halla!
 
El decir esto, y el apretar la espada, y el cubrirse bien de su rodela, y el arremeter al vizcaíno, todo fue en un tiempo, llevando determinación de aventurarlo todo a la de un solo golpe. El vizcaíno, que así le vio venir contra él, bien entendió por su denuedo su coraje, y determinó hacer lo mismo que Don Quijote: y así le aguardó bien cubierto de su almohada, sin poder rodear la mula a una ni a otra parte, que ya de puro cansada, y no hecha a semejantes niñerías, no podía dar un paso. Venía, pues, como se ha dicho, Don Quijote contra el cauto vizcaíno con la espada en alto, con determinación de abrirle por medio, y el vizcaíno le aguardaba asimismo, levantada la espada y aforrado con su almohada, y todos los circunstantes estaban temerosos y colgados de lo que había de suceder de aquellos tamaños golpes con que se amenazaban, y la señora del coche y las demás criadas suyas estaban haciendo mil votos y ofrecimientos a todas las imágenes y casas de devoción de España, porque Dios librase a su escudero y a ellas de aquel tan grande peligro en que se hallaban. Pero está el daño de todo esto, que en este punto y término deja el autor de esta historia esta batalla, disculpándose que no halló más escrito destas hazañas de Don Quijote, de las que deja referidas. Bien es verdad que el segundo autor de esta obra no quiso creer que tan curiosa historia estuviese entregada a las leyes del olvido, ni que hubiesen sido tan poco curiosos los ingenios de la Mancha que no tuviesen en sus archivos o en sus escritorios algunos papeles que de este famoso caballero tratasen; y así, con esta imaginación, no se desesperó de hallar el fin de esta apacible historia, el cual, siéndole el cielo favorable, le halló del modo que se contará en el siguiente capítulo."

lunes, 21 de abril de 2014

Angelito

Tengo que anunciar que por fin soy tío. Mi hermano, más joven que yo ha tenido en la tarde de ayer un niño, un angelito, así os lo digo, porque por el momento apenas tiene ganas de llorar. Un día antes de cumplirse el tiempo ha venido al mundo A., mi primer sobrino, y se ve que debía estar bien dentro, porque no tenía muchas ganas de salir, era más lo que empujábamos los familiares desde fuera que el propio crío desde dentro. Ha venido muy sano, bien de peso y estatura, y dicen los que lo han visto en directo que es blanco, casi como su padre cuándo nació, y de quién también ha heredado las orejas, la nariz sin embargo es como la de la madre. Del tito Pimpf dicen que ha heredado otras cosas.

Nace como el mejor regalo que mis padres podrían tener en el día que se celebraba su aniversario de bodas, el regalo que esperábamos impacientemente desde hacía semanas y ellos especialmente ilusionados porque por fin serían abuelos. Mi hermano llevaba ya días nervioso, de un lado para otro, pendiente de la madre. Nos ha llamado a todos la atención lo ilusionado que está, y no porque no diesemos ha por hecha esta ilusión, que no hay padre que no la tenga, nos ha sorprendido su decisión y su seriedad, una seriedad que nunca ha tenido, ahora solo esperamos que el pequeño A. le dulcifique un poco el carácter, porque ya os lo digo, mi hermano y yo somos prácticamente antagónicos, física y mentalmente.
 
Pues bien, cuándo media Colombia todavía llora al recientemente desaparecido Gabriel García Márquez, una pequeña familia del interior del país sudamericano celebra también la venida al mundo de otro pequeño colombiano al que le espera toda una vida por delante, le espera un mundo de ilusión, de lágrimas, de risas, de sentimientos, toda una retahíla de aventuras por vivir, sus primeros pasos, las primeras palabras, la guardería, muchas alegrías, algunas despedidas, primeras veces, y que esperamos las vaya descubriendo día a día como una aventura sorprendente. Esperamos pues que la vida lo trate al menos con el mismo mimo con que nosotros lo hemos acogido y que no deje nunca de soñar porque en esto consiste básicamente el secreto de la vida.
  

 
 
¡Bienvenido A.!

domingo, 20 de abril de 2014

Crónicas Borbónicas. El Infante de los Malditos (I)

Cuándo creíais que había terminado con nuestras reinas borbónicas, que no tendría tema para dar la paliza los domingos, vuelvo hoy, Pascua de Resurrección con un tema de estos sobre nuestros Borbones, unos personajes de tomo y lomo que han venido mangoneando en la historia de España en los últimos siglos y que, además de ostentar un enorme poder, y un enorme capital sableado a los españoles por todos sus sacrificios personales, también son personas humanas, que diría el otro, personas con sentimientos, personas en muchos casos ruines, y luego también hay personajes, incomprendidos o que han llevado una vida hasta los límites, en esta ocasión os traigo la historia de Luis Fernando de Borbón, el Borbón al que le quitaron sus títulos porque no era digno de llevarlos y daba muy mala imagen a la monarquía. No era republicano pero tampoco era del agrado de su primo Alfonso XIII.
 
Nació Luis Fernando María Zacarías de Orleáns y Borbón en el Madrid de 1888, en plena regencia de María Cristina, dos años después de que naciese su primo Alfonso XIII. Hijo de Antonio de Orleáns que era descendiente directo de Luis Fernando de Francia (que no llegó a ser rey) y de Eulalia de Borbón, la hija díscola de la díscola reina Isabel II, hermana de Alfonso XII. Era por lo tanto, tío abuelo de nuestro actual Juanca. Cómo veis muy bien emparentado, con unos apellidos impresionantes, siendo el segundo hijo del matrimonio.
 
Luis Fernando vivió desde niño muy solo, con unos padres que se odiaban y que no tardaron en hacer aguas en su matrimonio concertado, Luis Fernando se debatía en las luchas de su madre y su padre por la custodia, una lucha que, no nos engañemos, no era tal, cada uno de sus progenitores iban muy a lo suyo, la madre se dedicaba a viajar y su padre a ser un putero por el sur de España. Así fue que Luis Fernando solamente encontró apoyo en su tía Paz que vivía en Alemania. LuisFer, al que llamaremos así cariñosamente no solo era rechazado por la inquina de sus padres, también lo era por ser homosexual, no nos engañemos, y es que hasta en los Borbones, con toda su sangre azul tenía que haber un invertido. Si es que pasa incluso en las mejores familias.
 
Desde joven tuvo ganas de destacar, y no precisamente en ser el Borbón ejemplar que debía ser, él quería ser, como no, artista, y ser actor, e incluso quiso firmar un contrato con una compañía para irse por América de gira a hacer teatro, se ve que sus padres o alguien hizo que éste contrato no llegase a buen puerto, y sin embargo él actuó en alguna obra de beneficencia para esos pobres piojosos españoles, ya sementiende. Pronto lo enviaron junto con su hermano a estudiar a Inglaterra, al Beaumont College, que era un colegio de jesuítas y desde donde escribía a su padre y a su madre para sacarles pasta, diciendo que quería más a uno o al otro según le conviniese.
 
El niño se nos hizo mayor y se nos fue a vivir a París, y aquí es dónde empieza la vida más interesante de este infante de España, su vida más golfa también llena de incidentes escabrosos. LuisFer tenía un amante portugués, o una pareja, o un compañero de juergas y cama, llamado Antonio de Vasconcellos que se había hecho pasar por hijo de un exportador de vino de Oporto, con él tenían lo que se llamaba las noches de "Caza de los Apolos". La Caza de los Apolos consistía en escapadas nocturnas por el París de la Belle Epoque por los barrios de La Villette, Las Hallas o La Bastilla recorriendo todo tipo de antros llenos de homosexuales. Comenzó pronto a trabajar como relaciones públicas en el Hotel Marigny, un local o antro sadomasoquista por el que también se pasaban personalidades como Proust, que llegó a ser amigo de nuestro "Príncipe de los Maricas" como era conocido en Madrid. En este local fue sorprendido con jóvenes menores de edad por lo que se le acabó el chollo, primer problema con la justicia.
 
Cierta noche se fue con Vasconcellos a un hotel situado en la Rue des Tournelles, un lugar con escasa decoración, muy oscuro y con una sala al fondo llena de golfos y delincuentes vestidos con pantalones largos de ciclistas, chaquetas entalladas, pañuelos de seda sobre el cuello y gorras sobre los ojos. Ambos se llevaron a dos chicos a una de las habitaciones del hotel. Solían dar rienda suelta a tremendas orgías con cocaína de por medio para cubrir sus fantasías sexuales. En esta ocasión, los chicos a los que se llevaron a la habitación les pedían más de 20 francos de la época por sus servicios, conocedores de quién era Luis Fernando de Orleáns, se pusieron amenazantes y el infante tuvo que salir por una ventana pidiendo auxilio. Total, que pasa por allí un gendarme en bicicleta que les auxilia, y escándalo nuevamente. No se llegó a poner denuncia por este incidente.
 
Pero el mayor de los problemas le llegaría en otra noche de Caza de Apolos, el incidente con el marinero. Corría el año 1924, y aquella noche conocieron a un rudo marinero, un hombretón cliente de esos antros gay que frecuentaba LuisFer, decidieron él y el portugués llevárselo a una habitación. Y entre rayas de coca por aquí y por allí, el éxtasis llevado al límite, y no se sabe muy bien si víctima de algún juego sadomasoquista, estrangulamiento, sobredosis o mutilamiento, el caso es que el marinero francés falleció allí mismo. LuisFer y Vasconcellos, ante el problemón que se les avecinaba solo atinaron a envolver el cadáver y llevarlo hasta la embajada española en París, confiando que les resolviesen la papeleta, pero allí les negaron la atención. Acudieron después a la embajada de Portugal, que tampoco les hicieron caso. Nuevo lío , y esta vez muy gordo. Un Borbón metido en un asunto de drogas con resultado de un fallecido, una imagen genial para la monarquía en España que no pasaba sus mejores momentos, con la dictadura de Primo de Rivera y el consentimiento del propio Rey. Intentan evadir la justicia francesa y ya se sabe que todos somos iguales ante la ley, pero si media el rey de España por el medio pidiendo que se haga un poco menos de justicia con un primo suyo éste se va de rositas, algo similar a lo que nos encontraremos con la infanta Cristina actualmente. Decide el gobierno francés expulsar del país vecino a Luis Fernando y a Vasconcellos.
 
El rey Alfonso XIII emite un decreto retirándole la dignidad de infante de España y los títulos a su primo, y éste le contesta con una carta que dice:
 
"Me retiras lo único que no puedes ordenar, pues nuestros títulos son inherentes a nuestra persona. He nacido y moriré siendo infante de España. Como tú has nacido y morirás siendo rey de España, mucho tiempo después de que tus súbditos te den la patada en el culo que te mereces".

sábado, 19 de abril de 2014

Chulazos Temáticos. Tabaco (I)

Podría parecer una tontería de tema, que nada tiene que ver con lo personal, ni con la realidad política de España, porque pese a que Rajoy también anunció en su momento que retirarían la ley de Zapatero antitabaco, no se han mojado nada con el tema, y es algo de agradecer porque esa ley está como está. Pero no quería yo hablar de asuntos políticos en un post de chulazos temáticos. Echando un vistazo a unos cuántos blogs de hombretones, había muchos que aparecían fumando, motivo más que suficiente para que les dedicase un post, y en muchas ocasiones, fotazas, con lo cuál, y aprovechando que en foto no molestan a nadie os los traigo aquí, por lo que espero que no hagáis un debate sobre tabaco sí o tabaco no, que todos sabemos que es malo malísimo para la salud, tanto de los fumadores activos como las pasivas, el debate aquí es con cuál os quedáis, a cuál le quitaríais primero el cigarro de la boca para besarle o cuál creéis que tiene el mejor puro de todos.

Niño bueno empezando a fumar

El marinerito

La prima musculoca de Groucho Marx

El de la barba de dos días que fuma Nobel

Fuma negro sucio blanco...

Jon existe, es real y además, fuma

El clásico cigarrito después del coito

Nuestro chico tatuado fumando

¿Cigarrito o megatrón?

El misterioso del cigarro con boquilla

El chico de los slips también fuma
¿Y bien? ¿Ya preparados para nuestros chulazos temáticos de la próxima semana? ¿Tenéis alguna idea de qué van a ir? ¿Policías? ¿Multita y bronquita? ¿Leather? ¿Tatuajes?


viernes, 18 de abril de 2014

FNF Nº 197

Ay, chuchis, que ya estamos en el tramo final de estas geniales vacaciones de semana santa, en viernes santo, que se celebra la muerte de nuestro señor Jesucristo para nuestra salvación (que seguro que había fórmulas más sencillas pero que fueron descartadas). El caso es que un viernes tan indicado como este, festividad en toda España y en gran parte del mundo católico, solo se me podía haber ocurrido traer una canción de viernes, claro, The Cure, habéis pensado instintivamente, y hacéis bien, porque The Cure es uno de mis grupos preferidos, un grupo ochentero total que marcaba diferencias con el resto del panorama del momento, tan oscuros, tan góticos, casi tanto como las hijas de Zapatero, y por lógica, es el Friday, I'm Love, para celebrar que si Robert Smith está enamorado un viernes, ayer fue el día del amor fraterno, que para eso fue Jueves Santo y así es como se le conoce en círculos católicos.

Si, poco hay que decir sobre The Cure que no sepáis. La banda británica The Cure está en activo desde mediados de los años 70, concretamente desde 1976, cuándo se hacían llamar Easy Cure, dónde Robert Smith ya estaba allí como solista y guitarrista, no fue hasta 1978 cuándo se dieron a conocer con su nombre actual. Su estilo musical es inclasificable, o clasificable en numerosos estilos, rock gótico que le llaman algunos, aunque ellos prefieren dárselas de rock alternativo. Espero que os guste, que para eso he elegido tema movidito para celebrar este viernes santo con vosotros.

Preconstitucionales

Que resulta que yo hoy no quería hablar de política, y mira tú, que me voy a sentir Félix Rodríguez de la Fuente, aquí hablando de aguiluchos y demás carroña. Recordaréis un post maravilloso (como todos los que yo hago) que era un obituario algo hijoputesco sobre la desaparición de un fascista, el fallecimiento de Blas Piñar, que Dios lo acoja en su seno, o dónde él estime oportuno. Pues bien, pasados los días, ha tocado hacerle los funerales, y vaya funerales, chuchis. También estos días, con lo de la celebración del aniversario de la proclamación de la segunda república y las declaraciones de Rafael Hernando sobre las banderas republicanas, me sirven como motivo para este post.

Han hecho una serie de misas homenaje o misas en su honor, o por su alma, o lo que queráis llamarle, que yo suponía organizadas por su familia, pero va a ser que no, que la Fundación Francisco Franco ha ayudado (cómo se trataba de un alto cargo en época de Franco) a que se organizasen estas homilías. Y claro, la más importante, podría decirse fue la que hicieron en la iglesia de los Jerónimos, en Madrid, en el Paseo del Prado, no muy lejos del Congreso de los Diputados, ahí dónde se supone que radica gran peso de nuestra actual democracia. Y digo la más importante porque a ella acudieron no solo familiares del ya difunto Blas Piñar, entre otros estaban el suegro de Gallardón (hombre piadoso y demócrata convencido), algún que otro miembro de Intereconomía y el de más renombre, un tal Antonio Tejero, ex guardia civil, ex teniente coronel y uno de los impulsores del intento fallido de golpe de estado del 23F en 1981, otra de nuestras joyas democráticas. Pues bien, desde aquí ya os digo que a mi que se reunan varios fascistas en una iglesia, para rendir homenaje a otro fascista convencido rogando por su descanso eterno, pues me parece bien. Que a ese homenaje vayan familiares de Franco, pues hasta me parece lógico, que yo a reuniones de fascistas no pongo pegas. Lo que no tengo muy claro es que en una iglesia de la capital, y no una iglesia de barrio, no en el Valle de los Caídos (que me parecería igual de mal), en la de los Jerónimos, 24 sacerdotes se reunan para hacer esta misa y permitan poner al lado del altar una bandera preconstitucional, y cuándo digo preconstitucional me refiero única y exclusivamente a la bandera del aguilucho como solemos llamarla la mayoría de los españoles. Pero ya para colmo de todos los males, permitan que allí se cante el Cara el Sol. ¡Hombre ya!
 
Sobre la bandera, repito, única y exclusivamente una bandera preconstitucional (y no quiero malentendidos con una bandera republicana), la del águila de San Juan, que así le llaman, un símbolo fascista dónde los haya, que al parecer, en la nueva ley de seguridad ciudadana se comprende algo sobre exhibir estos símbolos fascistas, y sobre sancionarlo administrativamente, o algo así. Cuándo hablas de la bandera preconstitucional siempre salen los listos defendiendo que, la Constitución Española fue sancionada y promulgada por el rey con la bandera del aguilucho de fondo... hombre ya, no te jode... porque no les había dado tiempo de cambiarla, ni de retirar las pesetas rubias con la cara de Franco... o los otros listillos que van y te dicen que la bandera republicana también es preconstitucional, si, efectivamente, motivo por el cual tampoco podríamos presumir del imperio de Felipe II dónde jamás se ponía el sol, pero caris, mis queridos caris fachas, la diferencia entre esos símbolos arcaicos y la bandera del aguilucho es que ésta última es un símbolo fascista, como también lo sería exhibir una bandera nazi, una cruz gamada, y demás mierda barata de esta que destrozó Europa en su día. Pues a esos símbolos que alaban régimenes políticos que defienden la homofobia, la diferencia de clases, el odio entre los españoles, la xenofobia en general, o la violencia, a esos símbolos son a los que me refiero, y no a la banderita del orgullo LGTB.
 
Claro que como dije antes, lo más grave no me ha parecido lo de la bandera, y que los curas permitan que se coloque al lado del altar, lo que me parece más jodido es que en lugar de cantarle el "dale el señor el descanso eterno, y que brille sobre él la luz eterna" vayan y le canten el Cara el Sol, esa especie de himno español durante el franquismo que obligaban a aprender a todos los críos, y que, si no cantabas en actos públicos te veían mal, y tan mal. Hombre ya, que sucedan estas cosas en al casa de nuestro señor Jesucristo me parecen fatal, ya os lo digo. Siempre he sido un defensor a ultranza de la separación de iglesia y estado, que ha sido, sin lugar a dudas el mayor de los avances en la humanidad, pues en España parece que tenemos ganas de retroceder. Lo que no sé ya es que opinará un papa como Francisco sobre estos fachicidios permitidos por la Conferencia Episcopal en España.

jueves, 17 de abril de 2014

Historias de Chueca. Más.

Estoy hecho un gafapasta, me duran nada los libros en mis manos, excepto Danza de Dragones, así os lo digo, que no es que se me haya atragantado, es que siempre me pillan mil cosas de por medio antes de terminarlo, entre otras cosas este pequeño libro de Abel Arana, que a Celso no le gusta nada, y a mi, ya os lo digo, tampoco.

Y sin embargo, pese a mi crítica de la primera parte de esta trilogía, me he zampado en cero coma la segunda, y ya veréis lo que tardo en leerme la tercera. y es que cuándo un libro no es un gran libro, se agradece la brevedad (y no estoy hablando de mi blog), motivo por el cual me lo he leído enseguida y sin esperar muchos días, advirtiendo que ya me he empezado la tercera y final. Y lo peor de todo, engancha.

En Más, Arana vuelve a contarnos las aventuras y desventuras de Alejandro, un gay de provincias que se viene a Madrid a vivir, claro que, en esta ocasión ya tiene una familia postiza montada, sus amigos en la capital. Así es que vuelve con él su mejor amigo, Miguel, esa marica 10 que conseguía el título al final de la primera parte, con su novio Felipe y el hijo de éste, Stephan. No pueden faltar en las historias de maricas, las mariliendres, Matilde, la que había sido su mejor amiga y que ahora está felizmente casada con Juanjo, un bombero y que ha tenido gemelas; y la mariliendre Celeste, una chica un tanto particular que vive con las dudas del lesbianismo o la heterosexualidad. Se suma a este elenco de locas, JuanGa, el vecino locaza y maquillador de Ale, Pablo un nuevo compañero del gimnasio cuya mayor habilidad es meter objetos por el culo a la gente, y entre tanta locura de historia aparecen los hombretones Joserra e Iker, dos vascos que se mudan al mismo edificio en el que vive Ale. y ya están todos los ingredientes para la nueva novela.
 
Más continúa en el punto dónde termina Historias de Chueca, aproximadamente, y vuelve con una trama que a mi en esta ocasión debo decir que incluso me ha intrigado, sobre todo en lo relacionado a Joserra, el hombretón del que cae rendido Ale. Si, hasta casi la mitad del libro no me he imaginado cuál o cuáles eran los misterios que rodeaban a tal personaje, pero, no voy a hablar más del tema que es mucho adelantar.
 
Una vez más, Arana vuelve a meternos a sus divas de la música, como no, de las que ya hizo gala y campaña en la anterior novela. Chuchi, sigo sin entender lo de Marta Sánchez y esa fijación por ella, a fin de cuentas es Muerta Sánchez, que incluso las maricas en Chueca no le tienen ni en consideración, así te lo digo. Pero él erre que erre con la Sánchez, la Naranjo, la Spears, la Madonna (si, en esta ocasión aparece mucho más, recordando la importancia que la reina del pop tiene entre las maricas mundiales), y otra de sus musas, Kylie Minogue. Reparte para todas, eso si, pero no deja como de metérnoslas con calzador. Más sigue la misma tónica, en el lenguaje de Alejandro, en el que no para de meter ese humor telecinquero en el que todos los personajes casposos de la pantalla aparecen una y otra vez, amén de las menciones a La Divina y La Más Grande. Deja de lado un poco a las musculocas del libro anterior.
 
Sí, siguen apareciendo, no lo dudéis, pero menos. Vuelven historias delirantes, casi surrealistas, como no podía faltar en un libro sobre Chueca, y lo más curioso es que probablemente a ti nunca te pasen, pero no dudes de que tu vecino seguro que ha vivido alguna similar, si vives en dicho barrio, claro, porque si algo es Chueca, es un barrio monotemático de lo LGTB, y un parque de atracciones, allí dónde los sueños de las maricas provincianas se hacen realidad, y en ocasiones, se convierten en pesadillas.
 
Coincido con el autor (o con el protagonista, según se vea) en algunas cosas, léase el poco cariño hacia Celine Dion, es que caris, no puedo con ella. Y somos polos diametralmente opuestos con el tema osos a los que Arana se ve tiene cero cariño, o las bollos, con las que Arana sí comparte más y yo las veo, con miedo, mucho miedo, así os lo digo. Y pese a todo, pese a que no me ha gustado tampoco, ahí estoy esperando leerme Telón, el desenlace final y terminar así con estos demonios internos que no hacen más que llevarme la mente a preguntarme qué les habrá ocurrido a los protagonistas del libro.

miércoles, 16 de abril de 2014

La Cabecera de la Quincena (LXIII)

Solución al concurso ¿Dónde te escondes Carmen SanDiego? de la quincena anterior: Caris, que se nos ha escapado viva Carmen SanDiego, es ponerlo un poco difícil y nadie ha intentado adivinar dónde está Carmen, ahora si, os ponemos un puente destruido en una guerra civil y os avalanzáis. Pues bien, que sepáis que Carmen había vuelto al país vecino, ya os lo digo así, a un lugar artificial, un parque temático de geología, concretamente Saint Our Les Roches Vulcania, al lado de Clermont. Sigue pues el concurso vacío y acumulamos bote para la próxima, mientras la dirección de este blog intenta dirimir cuál será el premio que a este paso ni la Ciemillonaria de la ONCE.


Y sin embargo, la vida sigue, y Carmen SanDiego continúa delinquiendo, así os lo digo, todo un peligro arqueológico. Ni los nazis buscando tesoros de la humanidad al lado de nuestra Carmen que en esta ocasión se nos ha ido a pasar la semana santa a un lugar verde y fresco, tal y como os lo cuento. La cabecera es un clásico primaveral, como se puede ver, nuestro chicarrón en blanco y negro y un fondo con letras en verde, algo que va muy en consonancia con lo que estamos viviendo por aquí por España.
 
Esta quincena celebramos los días internacionales contra la esclavitud infantil, de la madre tierra, del diseño gráfico, de la danza y del jazz, los días mundiales de la voz,  de la hemofilia, del libro, de la propiedad intelectual, de la seguridad y la salud en el trabajo,  el europeo de los pacientes y de la solidaridad y cooperación entre generaciones, el día de la lengua inglesa y de la china (que suponen gran parte del planeta) y no os quiero aburrir mucho más con esto, solo decir que allí dónde se encuentra Carmen SanDiego no son de la Unión Europea por lo que no sé si celebrarán lo de la solidaridad entre generaciones. También decir que allí dónde se encuentra nuestra Carmen tienen un pueblecito que ya he citado en numerosas ocasiones en el texto de este post.
 
Venga, a por Carmen, que no se nos puede escapar, imaginaos que os compráis un cuadro famoso en una gran subasta y que viene esta malincuente y se la lleva por el morro. ¿Os gustaría?

martes, 15 de abril de 2014

No se me pasa el aniversario

Ay, chuchis, supongo que os esperábais un post precioso sobre una pareja, su día de aniversario, uno que se acuerda del otro, que si unas flores por aquí, unas alianzas, un regalito, una cena romántica y todas esas cosas, pero no. Aunque con un día de retraso hoy os traigo un aniversario que nunca pasa desapercibido, el aniversario de la proclamación de la II República Española. Cada 14 de abril se celebra el aniversario de aquel día en que se instauró en España por segunda vez una república, una república que terminó mal, así os lo digo, aunque nos duró más que la primera, eso también es cierto.
 
Enero de 1931. Dimisión de Primo de Rivera, el dictador con el consentimiento de Alfonso XIII. Acto seguido nombra el rey un nuevo presidente, Dámaso Berenguer.
 
Febrero de 1931, el rey ve el fracaso de Berenguer en su intento de traer al régimen monárquico por la senda constitucional y nombra a Juan Bautista Aznar, que presidiría un gobierno de concentración con miembros de los viejos partidos dinásticos, conservadores y liberales.
 
12 de abril de 1931. Elecciones municipales en España, que se convierten en un pulsómetro de la voluntad española. Vencen en las elecciones los miembros de partidos clásicos y de tradición monárquica, sin embargo, en 41 de las capitales de provincias y ciudades más importantes se llevan un varapalo, saliendo ganadores aquellos que pretendían la caída de Alfonso XIII.
 
13 de abril de 1931. Reuniones al más alto nivel. Los ministros y altos cargos del gobierno de Aznar ven tras la "pérdida" de esas elecciones que España está más a favor de la República que otra cosa.
 
14 de abril de 1931. El rey pacta su salida de España sin derramamientos de sangre. Se proclama la Segunda República.
 
El resto de la historia ya la conocéis, que si gobiernos de izquierdas que no lo hacen bien, que si gobiernos de derechas que tampoco lo hacen bien, España sumida en un caos, que si vuelve a gobernar la izquierda pero la derecha no lo ve bien y dedicen sublevarse, que si un golpe de estado que termina con una guerra civil de tres penosos años, que si llega el señor bajito que tuvo aterrorizada y atrasada a España durante 40 años en una dictadura. El caso es que estamos en 2014, y tras la muerte de Franco a los españoles se nos impuso una nueva monarquía, algo que fue visto en su momento como un mal menor, viniendo de dónde veníamos, en lugar de haber aprendido de los portugueses que habían venido de una situación similar el año antes y reinstauraron la república. Queda por lo tanto esa vieja reivindicación de que debemos encaminarnos hacia la tercera república, y aquí ya no tiene nada que ver con lo bien o mal que lo haya hecho Juancar, su esposa, su hijo, si éste se ha casado con una plebeya, si la niña Cristina se nos ha liado con un chorizo de tomo y lomo pero ella dicen que no es choriza aunque algo de choriza sí tenga probablemente. Aquí se trata de que alguien gobierne España y que este derecho a gobernarnos no proceda de la iluminación divina, que sea por elección del pueblo español, y para aquellos super monárquicos que defienden que Juancar está ahí porque el pueblo español así lo ha querido, pues me parece incluso bien, oiga, pero que este derecho a ser jefes de estado de España no sea hereditario. Vamos, una república en toda regla.
 
Y a estas alturas de la película, siempre tiene que haber un villano, pero en nuestro caso nos encontramos con un meapilas directamente. Hace su aparición Rafael Hernando, portavoz adjunto del Partido Popular en el Congreso de los Diputados haciendo gala de su incultura y falta de tolerancia, y por qué no, sus simpatías hacia el régimen anterior. Hernando, en Las Mañanas de Cuatro, un programa del canal de televisión Cuatro, asegura que "las consecuencias que tuvo la república condujeron a un millón de muertos". Y acto seguido, insiste en que partidos como el PSOE deberían expulsar de su formación política a aquellos miembros que exhiban banderas republicanas porque a su juicio son tan inconstitucionales como las del régimen franquista, y que "estas banderas ofenden los sentimientos de muchos españoles, no son legales y tienen connotaciones de tragedias afortunadamente superadas".
 
Y sobre esto tengo un post escrito desde hace tiempo que publicaré como relleno esta semana, sobre los símbolos preconstitucionales. Efectivamente, la bandera republicana no es constitucional, es anterior al período constitucional, así como el régimen franquista es preconstitucional, e incluso si me apuráis, la fundación del Fc. Barcelona y del Real Madrid son preconstitucionales, o Sara Montiel (QEPD) también era preconstitucional, porque todos son anteriores a la aprobación de la actual Constitución de 1978. Y sin embargo, Hernando ignora (o lo dice pese a no ignorarlo, consciente de que su mensaje puede llegar a gente) que exhibir banderas republicanas no es ilegal, no es constitucional pero no es ilegal, es como aquel que exhibe una bandera del Pato Donald, o una bandera pirata, o la bandera del orgullo, no son constitucionales pues nuestra Constitución no las recoge, pero de ahí la la ilegalidad hay un abismo. Hay una sentencia que así lo dice, que es totalmente legal exhibir estas banderas mientras no sea en instituciones públicas, entre otras cosas porque recogen un sentimiento democrático, de paz y libertad. Dicha sentencia permitía a un chiringuito de Izquierda Unida exhibir dicha bandera en Torrelodones, tras el intento de su alcalde de que la sacasen de allí. Por el contrario, el fascismo, representado en España con la bandera del águila precisamente no recoge estos requisitos que la hacen legal, y de hecho, recientemente se ha publicado una nueva ley que las prohibe expresamente. Por lo tanto, la conclusión es que la bandera republicana es legal.
 
Mientras esperamos la venida de la tercera, que nos dejen celebrar el día de la segunda república, y es que ya lo dice el dicho, no hay dos sin tres.