jueves, 18 de julio de 2019

Pornográfico

¿Qué tipo de vuelta es esta o qué tipo de post es este? ¿Qué hace Pimpfito en la blogosfera nuevamente? Mirad, es muy sencillo. He llegado a mi propio blog por casualidad. He visto una foto en Instagram de una persona a la que sigo que estaba en "su sitio preferido", un sitio junto al mar con unas rocas y he pensado, no, ese no es su sitio preferido, es mi sitio de pensar. Y en estas estaba cuando me he preguntado a mi mismo ¿Pero mi sitio preferido se llamaba sitio de pensar? ¿Ese sitio a dónde manda Felipe González (aquel que decía ser Presidente del Gobierno socialista) a Pablo Iglesias (aquel que decía ser de una nueva clase política) para que se piense su voto en la investidura de la próxima semana? Pues es que no me acordaba ya si lo mío era un sitio preferido o un sitio de pensar, un sitio preferido de pensar, o qué sé yo. La verdad es que los años no pasan en balde y se me ha olvidado cómo le llamaba yo a aquel sitio tan genial al lado del mar dónde muchas veces iba a tomar el sol y todas las veces a darle vueltas al coco sobre cosas importantes para mi.

Debo admitir que echaba de menos, muchísimo de menos esto del blog, porque a mi aunque me encanta eso de la fotografía, no me llena ni mucho menos el Instagram, aunque procuro subir una foto diaria, costumbres heredadas de esta época bloguera. Y debo admitir también que me había olvidado del blog prácticamente hasta que hace un par de semanas me vino una especie de mensaje de un arcángel quizás que me hizo preguntarme que qué sería de esta gente que se pasaba por este blog, ¿Estarán todos vivos? Ese mensaje del arcángel San Gabriel fue la necesidad de dar la chapa con algunos asuntos sobre los que hace tiempo que no me expreso, sentimientos y pensamientos variados que antes dejaba aquí escritos y ahora me los como con patatas y eso tampoco es bueno para la cabeza.Asuntos del tipo, qué sé yo, política. Bueno, de política no, que yo de política no hablo nunca, mucho menos en este blog, como bien sabéis es un asunto del que no me gusta tratar, pero sí de gentes que intentan ir pacíficamente a una manifestación marica y se ven abordados por "mariconazis" (léase con ironía), o también estos vaivenes políticos que últimamente tienen TODOS los partidos políticos, y no por que sean un asunto de política, que de eso no me gusta hablar, si no por que hay vaivenes. Qué se yo, por darle vueltas a asuntos también avances en mi vida personal y contar, qué sé yo, que mismo me he enamorado de un granjero cani, pero cani de los de verdad, no os vayáis a pensar, que estoy más calvo y más fondón, lo de fondón por decir de una forma fina que he engordado, claro qué, he venido de un año de flaca, con ínfulas de subirme incluso en una carroza de la manifestación del orgullo, o comentar mi ruptura con Gordi, o los avatares con los compañeros de piso. Un montón de cosas con las que quizás os quedéis con las ganas porque si hay algo que ha cambiado también y para mal son las políticas de censura en mi trabajo, que por no sé qué razón califican mi blog de pornográfico. Así os lo digo. Pornografía pura y dura, solamente con poner en su buscador la palabra "pensar". Que digo yo, que a ver qué tiene de pornografía esto de pensar, si es prácticamente un acto reflejo, pura anatomía humana. Lo que pasa con esto es que no sé cuándo me dejará actualizar post, cada cuanto voy a sacar un momento para escribir, si sacaré adelante los post que tenía en borradores, que hay unos cuantos y aunque desactualizados pueden dar una idea de algo, o al menos de por dónde van los tiros en mi vida. 

Poco más que añadir. Sinceramente, no sé por dónde empezar, quizás por dónde lo he dejado, por mi flamante terminal averiado en su momento, ¿Qué será de él? Porque ya tengo otro todavía mucho más flamante, así os lo digo. Y es que las cosas en general, han ido bien en mi vida. Así que, chuchis, espero veros pronto por aquí, y quizá, solamente quizá, volver a leer vuestros mensajes, y si aún estáis vivos, vuestros post.

Bicos ricos


3 comentarios: